Archivo por días: noviembre 14, 2017

Prepárate para un invierno húmedo y cálido gracias a un segundo fenómeno La Niña

Imagen: NOAA.

Por segunda vez en apenas dos años, La Niña se ha formado justo a tiempo para cambiar por completo el clima de invierno en todo el mundo.

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los Estados Unidos (NOAA) anunció que La Niña ha comenzado, después de analizas las temperaturas oceánicas registradas en el mes de octubre y calcular los números para esta temporada. El fenómeno podría traer consigo una gran cantidad de impactos climáticos en todo el globo, desde nieve en el noroeste del país hasta calentar al Sur durante la primavera.

Los expertos declaran la llegada de La Niña cuando las temperaturas en el Pacífico Tropical oriental bajan 0,5 grados Celsius o más de lo que es normal en la región, la cual es conocida como NINO3.4. Esas aguas más frías tienen una influencia considerable en la atmósfera, al disminuir la evaporación en los trópicos, lo que hace que cambie el clima en todo el mundo. Básicamente, es una máquina de Rube Goldberg planetaria.

El último componente que ha hecho a los expertos decir que la llegada de La Niña es oficial, es que los científicos se sienten seguros de que esas condiciones se mantendrán durante las próximas temporadas, las cuales se miden en promedio de tres meses.

La declaración de La Niña te sorprenderá si has seguido las predicciones de clima durante todo el verano. Tanto la NOAA como el Instituto Internacional de Investigación del Clima y la Sociedad se habían mantenido optimistas con respecto a que existirían condiciones de clima neutrales tanto en otoño como en invierno.

Pero las cosas comenzaron a cambiar en septiembre.

“El mes pasado cuando realizábamos nuestros análisis, aunque la atmósfera mostraba respuestas similares a las de La Niña, las temperaturas oceánicaseran un poco más volátiles, lo que generaba cierta incertidumbre”, comentó Tom DiLiberto a Earther, meteorólogo del NOAA. “No obstante, esto parece haberse calmado un poco”.

Sigue leyendo Prepárate para un invierno húmedo y cálido gracias a un segundo fenómeno La Niña

Cómo una misteriosa zona atrapa el agua del océano más antigua del mundo

En las profundidades del Océano Pacífico existe una misteriosa mancha de agua que permanece prácticamente estancada y atrapada. Es tanto el nivel de aislamiento de esta porción de agua, que la última vez que entró en contacto con la atmósfera de la Tierra, el mundo aún era el hogar de vikingos, mayas y romanos.

Ahora, un estudio científico publicado por Nature ha analizado la «Shadow Zone» (como la llaman) o «Zona de Sombra» en el Pacífico Norte con el objetivo de establecer por qué ha permanecido atrapada durante más de 1.000 años.

«La datación con carbono 14 ya nos había revelado que esta porción de agua es la más antigua en el profundo Pacífico Norte. Pero hasta ahora habíamos luchado por entender por qué las aguas más antiguas se agrupan a una profundidad de 2 kilómetros [1.2 millas]», dijo el autor principal Dr. Casimir de Lavergne, de la Universidad de Nueva Gales del Sur, Australia, en un comunicado.

«Lo que hemos encontrado es que a unos 2 kilómetros [1.2 millas] debajo de la superficie de los océanos Índico y Pacífico hay una ‘zona de sombra’ con escasos movimientos verticales que mantiene suspendida el agua del océano en un área durante siglos».

Basándose en investigaciones previas, los investigadores de este proyecto comenzaron a mirar hacia otros lugares anteriormente no analizados, por ejemplo: el fondo marino. Descubrieron que la profundidad y la forma del fondo del océano en esta área juegan un papel importante en atrapar el agua en este lugar.

Las corrientes de agua en el Pacífico generalmente comenzaron con el hielo salado de la Antártida derritiéndose y dirigiéndose al fondo del océano. A medida que el agua se dirige hacia el norte en el Pacífico, es arrastrada hacia arriba por las corrientes superficiales de las aguas oceánicas superiores cálidas de los mares tropicales. Las corrientes en las profundidades del mar también ayudan a «empujar» las aguas densas hacia arriba y hacia el norte. Juntas, estas fuerzas ayudan a asegurar que las aguas fluyan con una circulación vertical y de esta forma las capas comienzan a mezclarse más.

Sin embargo, en esta «Zona de Sombra», el agua permanece demasiado lejos de estas corrientes superficiales. Fundamentalmente, tampoco es alcanzada por las corrientes marinas más profundas debido a la topografía aproximada del lecho marino y la distancia de las fuentes de calor geotérmicas. Como el agua del fondo no puede elevarse más de 2,5 kilómetros (1,5 millas) por debajo de la superficie, el agua que está arriba simplemente se queda en un estado inmóvil.

«Cuando esta zona aislada atrapa el agua del océano milenario también atrapa nutrientes y carbono que tienen un impacto directo en la capacidad del océano para modificar el clima en escalas de tiempo centenarias», dijo el Dr. Fabien Roquet, autor del estudio de la Universidad de Estocolmo en Suecia.

El estudio científico ha sido publicado en la revista Nature.

Este artículo fue publicado por CodigoOculto.com

LOS SECESIONISTAS COMO AMENAZA

España
Salvador Fontenla Ballesta

El secesionismo ha tenido a lo largo de la historia diversas motivaciones, pero siempre ha sido un trauma, cuando no una tragedia, pero los movimientos independentistas españoles, es simplemente inexplicable porque no tiene ninguna razón de ser, ni histórica, ni étnica, ni económica.
Las regiones vasca y catalana nunca han sido independientes ni soberanas. No hay más que ver los escudos de España, que se remontan a más de 500 años, que en ninguna están representado el reino vasco o catalán, sino León, Castilla (incluye los señoríos de las Vascongadas), Navarra, Aragón (incluye los condados catalanes) y Granada. Todo lo demás es una falsificación burda de la Historia, pero ya sabemos que una mentira repetida mil veces se convierte en verdad, o el nuevo concepto de la postverdad.
Tratar de realidades nacionales en España recurriendo a valores étnicos es otra mixtificación, además de ser un criterio trasnochado y totalmente totalitario que, por cierto, España nunca lo tuvo como lo demuestra su concepción de la Hispanidad. Los genocidios de indios (mapuches, patagones y otros) los hicieron las nuevas naciones emancipadas, a modelo y semejanza que USA con los apaches, comanches, etc.
La desmembración de una nación siempre tiene consecuencias traumáticas para la economía, de ambos territorios. Aunque siempre favorece a un tercero que, de forma abierta o solapada, la alienta y sostiene. La independencia de los virreinatos españoles de América supuso automáticamente su desmembración política de América Central y Sur, con la correspondiente debilidad política y militar (México perdió en pocos años la mitad de su territorio), proliferación de regímenes tiránicos, guerras civiles y pasar de la prosperidad a la depresión económica, de la que todavía no se han recuperado. Esta situación propició la debilidad de las nuevas naciones hispanoamericanas, en beneficio de las potencias anglosajonas, alentadoras de la secesión, que las colonizaron económicamente de forma descarada y políticamente de forma subrepticia.

Los movimientos separatistas españoles solo se han dado en momentos de debilidad del estado y de su gobierno. Como pasó al final del reinado de los Austrias, con el ¡Viva Cartagena! en el siglo XIX con la I República y a causa de la Tercera Guerra Carlista, y durante la II República que renegó a la esencia de España como nación.
Es un axioma que se ha llegado a la situación actual de las pujanzas separatistas por debilidad del estado y de los sucesivos gobiernos nacionales. Los embriones centrífugos se inocularon, no inocentemente, en la Constitución de 1978. Embriones que durante 40 años se han incubado y alimentado, sin límite alguno, hasta convertirse en monstruos insaciables que quieren devorar a la madre. La solución no pasa por una mayor descentralización nacional que ineludiblemente y progresivamente provocará menos cohesión, sino todo lo contrario.
No es casualidad que precisamente las regiones en las que más han arraigado los gérmenes separatistas son las más favorecidas económicamente, y no solo por sus propios méritos, sino porque históricamente, desde principios del siglo XVIII, siempre han sido beneficiadaspor políticas proteccionistas para su industria y comercio. El nacionalismo es por naturaleza insolidario, y no reconoce los favores y privilegios recibidos.
Las naciones se rigen por un destino común y porque sus ciudadanos son gobernados por las mismas leyes. Ninguna de esas dos cosas se da en España. Restringir la ambición nacional a una simple cuestión económica es de una pobreza de espiritual deplorable, porque “no solo de pan vive el hombre”. La renuncia de los políticos nacionales al sano patriotismo español (sistemáticamente rehúyen nombrar a España como nación) ha dado lugar al renacimiento de patriotismos periféricos, ridículos si no los hicieran temibles la debilidad estatal, moral que no física.Es significativo que los miembros del actual gobierno siempre hablen en futuro sobre Cataluña: restableceremos la legalidad…, no dejaremos indefensos a los ciudadanos… Reconocimiento explícito que han incumplido, al menos hasta la fecha de  sus declaraciones, con su deber de respetar y hacer respetar la ley. No podemos de dejar de citar la ley de banderas, la persecución del idioma oficial en toda España (incluidas las prohibiciones de rotular el castellano) etc. Los antecedentes con los vascoespañoles no nos permiten ser optimistas.
El estado actual de las autonomías nos ha retrotraído a los tiempos feudales, donde los derechos y deberes no eran comunes a los ciudadanos (iguales ante la ley), sino que eran y son diferentes según cada territorio.Además de multiplicar innecesariamente el gasto público y escandalosamente los casos de corrupción. ¡Benditos juicios de residencia!
Se puede descentralizar la administración pero de ninguna de las maneras las relaciones internacionales, defensa, seguridad, hacienda, sanidad y educación.

La revuelta catalana de 1640 evolucionó en un movimiento de secesión, que provocó que el Principado de Cataluña se incorporara a la corona francesa, mucho más autoritaria y centralista que la española (lo que se llama salir de “Guatemala” para caer en “guatapeor”), que fue una de las causas principales para poner fin a una larga guerra de recuperación (1640 – 1652). Este conflicto supuso, además del desgaste en vidas humanas y financiero, la pérdida definitiva del Rosellón para Cataluña y para España.
Vistos los antecedentes, y como a cada acción le corresponde una reacción, la situación política de la autonomía catalana no puede seguir como si nada hubiera pasado, porque más antes que después volveríamos a las andadas, con graves o catastróficos perjuicios para todos los españoles, incluidos catalanes. No debemos dejarnos engañar por una aparente vuelta a la legalidad de los líderes revolucionarios y separatistas, porque la experiencia demuestra que volverán a reincidir, traicionando sus promesas, en cuanto la situación les sea propicia. El comportamiento del rey felón  Fernando VII: marchemos todos juntos y yo el primero por la senda constitucional, de Companys casi 100 años después y de otros más lo avalan.
Una posible solución sería, ya que anhelan recuperar su pasado glorioso, volver a los condados medievales a modo de los actuales cantones franceses, separar el valle de Arán, los territorios al este del río Ebro, o crear la Tabarnia como nueva entidad administrativa.

http://katehon.com/es/article/los-secesionistas-como-amenaza

EL RETORNO DE LOS BRUJOS

La colección otros Mundos de Plaza y Janés, significó un antes y un después en la divulgación de las tesis alternativas.

Buena parte de estos libros no se han digitalizado, y poco a poco van desapareciendo de Las Bibliotecas al no ser demandados por desconocimiento de los lectores.

Sin duda una colección imprescindible para comprender la evolución histórica de nosotros mismos, de buscar respuestas a esas preguntas que el día a día se empeña en ocultarnos.

maestroviejo

HACER CLIC EN LA IMAGEN

El vínculo en la imagen sólo será válido durante 4 días

Bergier y Pauwels, ¿qué pretendían demostrar con su obra? Proponen que la realidad podría ser mucho más compleja de lo que suponemos o imaginamos, y que nuestra percepción de los hechos y nuestro juicio acerca de lo verdadero y de lo falso podrían estar sesgados por todos los estándares, concepciones y teorías convencionales establecidos. Lo que nos parecería falso, anormal o fantástico podría ser simplemente lo que no cabe en la manera convencional de ver las cosas. Y, desde ese punto de vista, sería mejor apartarlo, olvidarlo: condenarlo, como diría Charles Fort.

Lo que proponen Bergier y Pauwels en su obra es que el lector se libere de prejuicios, de teorías y concepciones caducas y vuelva a mirar directa y valerosamente a los hechos cara a cara, uno a uno, por fantásticos que resulten, antes de decidir con cuáles quedarse. «No nos lo creemos todo», escribieron, «pero creemos que todo debe ser examinado». Lo fantástico sería entonces lo que queda tras el velo de las apariencias del sentido común y el saber oficial.

El «realismo fantástico» era para sus promotores una suerte de realismo superior o superrealismo, una síntesis integradora de poesía y ciencia capaz de develarnos visiones nuevas e importantes que hasta ahora se ocultaban en las sombras. En las páginas de El retorno de los brujos se dan cita personajes tan diversos como el biólogo J.B.S. Haldane, el jesuita Teilhard de Chardin, Arthur Clarke, H.P. Lovecraft, Jorge Luis Borges o Gustav Meyrink.

La obra de Bergier y Pauwels ha servido, desde entonces, como base para todo un género de libros de realismo fantástico, astroarqueología o exoarqueología, que son disciplinas no académicas que tratan de establecer los orígenes y la historia de la humanidad desde la creencia de que en el pasado existieron civilizaciones tecnológicas muy avanzadas, que probablemente tuvieron inicio en la intervención de seres procedentes de otros mundos. Podríamos catalogarlos como los pioneros en este género, al que luego se unirían otros autores. Más allá de lo sugerente de su título, El retorno de los brujos no tiene nada que ver con un recetario de brujería o una exposición de doctrinas sobrenaturales.

En primer lugar, está escrito en colaboración entre Louis Pauwels, un serio estudioso del esoterismo, y Jaques Bergier, un “humanista” del renacimiento en la Francia del siglo XX y uno de los primeros en estudiar la energía atómica y la física cuántica en su país. Por otro lado,

El retorno de los brujos no plantea ningún tipo de doctrina ni dogma, sino más bien una serie de temas y datos en los que basan una serie de hipótesis, que pretenden producir un cambio en el pensamiento occidental, desde el cartesianismo hasta el concepto de “realidad” y positivismo. Su primer publicación es de 1960, década que inauguraría cuestionamientos de muchas “verdades“. Principalmente, los autores plantean un método de trabajo, que es el del “realismo fantástico”, o sea, la asunción de un total desapego de todas las restricciones mentales a la hora de considerar los hechos con mentalidad “científica” o “racional”, no limitando la realidad a lo admisible por las normas vigentes. Su tesis está basada en la gran capacidad de exceder las leyes aceptadas por parte de los seres humanos. Sus ideas se basan en que los más grandes descubrimientos y avances en la civilización se deben a quienes siguieron investigando más allá de lo permitido por las convenciones y normas vigentes .

A esta idea se añade una mentalidad emancipada de los valores occidentales de la ilustración y la falacia del progreso histórico, aunando la capacidad del pensamiento mítico, simbólico y analógico del considerado, muchas veces erróneamente como “primitivo”, con la proyección a un conocimiento de la técnica y la naturaleza atribuible a “seres del futuro”. Con esta metodología se analizan, desde una visión desmitificadora y no peyorativa, fenómenos por lo general dejados al cuidado de supuestos charlatanes por la ciencia, aunque esta les deba mucho, como la alquimia, las sociedades secretas o las civilizaciones desaparecidas.

El independentismo reconduce su estrategia y admite que no podía “desarrollar” la república catalana

El independentismo empieza a hacer autocrítica. Con la boca pequeña y combinándola con acusaciones al “autoritarismo del Estado”, los partidos secesionistas asumen errores y reconducen su discurso a las puertas de la campaña electoral del 21D.

El exconseller Santi Vila, que abandonó el cargo para no votar la declaración de independencia, ya no es el único que reconoce que las cosas no se hicieron bien. Sin llegar a cuestionar la hoja de ruta con la contundencia con lo que ha hecho Vila, empiezan a surgir voces que apuntan que la estrategia a partir de ahora será distinta.

La primera fue la consellera de Ensenyament cesada, Clara Ponsatí, quien desde Bruselas, en una entrevista en Rac1, explicó el domingo que el Govern no estaba preparado para aplicar la DUI. “No estar lo bastante preparados es un error”, asumió. “No tuvimos en cuenta la fuerza del nacionalismo español, que estaba dormido, y se comporta de forma antidemocrática y en ocasiones violenta”, argumentó para justificar que el Ejecutivo catalán no hubiese seguido con los planes posteriores a la declaración de independencia. Ponsatí fue la primera pero no solo ella rebaja las pretensiones secesionistas.

También desde Bruselas, en declaraciones al diario ‘Le Soir’ Carles Puigdemont ha subrayado que es “posible” una solución que no sea la independencia. “He trabajado durante treinta años para obtener otro anclaje de Catalunya en España. Hemos trabajado mucho en eso, pero la llegada al poder del señor Aznar detuvo esa senda”, defiende el president cesado, quien insiste en culpar al PP del auge del independentismo.

Pero si hay una prueba de cómo está reconduciendo su estrategia el independentismo es el reconocimiento por parte de ERC de que el Govern no estaba preparado para “desarrollar” la república catalana. El portavoz republicano, Sergi Sabrià, en línea con la argumentación de Ponsatí, ha subrayado que si no se ha ido más lejos, si no se ha dado “continuidad” al resultado del referéndum, ha sido por miedo a una reacción por parte de “un Estado autoritario sin límites para aplicar la violencia”.

Fuentes próximas al Govern cesado han explicado que los consellers temían por su propia integridad y que el president había expresado en más de una reunión su miedo a que en la calle se produjesen enfrentamientos entre partidarios y contrarios a la independencia.

Además, ERC ha dado otra pista más de que se ha acabado el mantra del “tenim pressa” (tenemos prisa) de algunos sectores independentistas. Así, los republicanos no fijarán un calendario concreto para no imponerse “presión”. Cabe recordar que en el programa de Junts pel Sí se estableció un límite de 18 meses para declarar la independencia.

A estas alturas, la única formación independentista que no se autoenmienda es la CUP, que insiste en que la república está en marcha y que su propósito es que tras el 21D se pueda implementar. El exdiputado Benet Salellas ha asegurado que los anticapitalistas se dedicarán esta campaña a “defender todo lo que ha pasado en los dos últimos meses”, esto es, el 1-O y la DUI. De hecho, la CUP no incluirá en su programa la celebración de un referéndum porque considera que eso sería volver a “la casilla de salida” del proceso soberanista.

Más allá de los puntos programáticos en común, la petición de libertad de los presos políticos (en caso de que aún sigan encarcelados), la recuperación de las instituciones y la derogación de la aplicación del 155, en la campaña podrá verse hasta qué punto rivalizan el PDeCAT y ERC. Los exconvergentes han decidido presentarse con la marca Junts per Catalunya, una denominación que en el congreso fundacional del PDeCAT se llegó a barajar como un posible nombre para el partido. De esta manera se quiere dar la imagen de que es una candidatura que va más allá de las siglas, tal y como había exigido Puigdemont.

http://www.eldiario.es/catalunya/politica/independentismo-reconduce-estrategia-desarrollar-republica_0_707629882.html

El Sol ha perdido todas sus manchas

Por RT

En estos momentos el Sol “está muy cerca exteriormente de ser ese objeto ideal, sin ningún ‘defecto’”, tal y como se lo concebía antes del siglo XVII.

La cantidad de manchas que presenta el Sol, considerada como la principal característica del nivel de actividad solar, está cayendo “rápidamente a cero”informa el Laboratorio de Astronomía de Rayos X del Sol, adscrito al Instituto Físico Lébedev de la Academia de Ciencias de Rusia. Según precisan los astrónomos, en este momento no se observa ninguna mancha solar en la cara del Sol orientada hacia la Tierra.

“Es difícil decir si hay manchas ahora en la otra parte del Sol, pero, según las fotos de hace dos semanas, cuando esta cara se orientaba hacia la Tierra, tampoco hay manchas allí”, señala el laboratorio, agregando que ahora nuestra estrella “está muy cerca exteriormente de ser ese objeto ideal, sin ningún ‘defecto’“, tal y como se lo concebía antes del siglo XVII.

La cantidad de manchas solares es el parámetro principal por el que se vienen midiendo los ciclos solares durante casi 270 años. Una vez cada 11 años el número de manchas alcanza su punto máximo y, aproximadamente, entre estos picos disminuye hasta su cota más baja, el así llamado mínimo solar. La naturaleza de estos cambios no fue comprensible durante casi 200 años y solo a mediados del siglo XX los científicos establecieron que al cabo de 11 años cambia el campo magnético del Sol.

Actualmente, nuestra estrella “se dirige inevitablemente a su próximo mínimo”, que  alcanzará entre finales de 2018 y la primera mitad de 2019, indican los científicos rusos. En esta fase primero desaparecerán los grupos complejos de manchas y llamaradas asociadas, “lo que parece que ya sucedió”, según los astrónomos. Luego, en la corona estelar empiezan a aflorar nuevos flujos del campo magnético, surgen las primeras manchas y comienza el nuevo ciclo solar de 11 años.

Ahora el Sol entra en una fase en la que pueden aparecer algunas manchas e incluso destellos débiles por un corto espacio de tiempo. Sin embargo, el laboratorio apunta que se trata de llamaradas recientes de actividad que se desvanecen. La desaparición completa de las manchas podría ocurrir dentro de dos o tres meses.

Cada mínimo solar viene acompañado del temor a que la estrella no salga de la recesión de su actividad, como ocurrió con el llamado mínimo de Maunder, cuando, prácticamente, no se observaron manchas desde mediados del siglo XVII hasta principios del siglo XVIII. Sin embargo, desde entonces esta situación nunca se ha repetido. “Su evolución sigue siendo acorde con el comportamiento que se observó durante los ciclos anteriores de 11 años”, recalcan los científicos