Archivo por días: mayo 6, 2018

LA SINCRONICIDAD COMO EXPERIENCIA DADORA DE SENTIDO EN LA MODERNIDAD DESENCANTADA.

Que Jung ideara el concepto de la sincronicidad en colaboración con el físico Wolfgang Pauli, ganador del Premio Nobel y paciente de Jung, es apropiado, puesto que en el fondo la sincronicidad no es meramente un concepto psicológico, sino psicofísico y psicoide. Se trata de una posible teoría integral con la que se puede explicar la relación entre la conciencia (o el espíritu) y la materia desde una perspectiva que trasciende el pensamiento dualista y el reduccionismo cientificista. Como sabemos, la física cuántica ha debido lidiar con el problema de la observación o el hecho de que los fenómenos materiales a nivel subatómico no parecen existir de manera independiente de su medición u observación. Por ello se han producido interpretaciones que sugieren una interdependencia entre el acto psíquico de observar y la materia. De aquí que Jung sugiriera la posibilidad de que los psíquico y lo material fueran manifestaciones de una misma realidad subyacente:

Ya que la psique y la materia están contenidas en uno y el mismo mundo, y más aún están en constante contacto entre sí y finalmente tienen como soporte factores trascendentes e irrepresentables, no es sólo posible sino incluso altamente probable que la psique y la materia sean sólo dos aspectos de una misma cosa. (Obras Completas, Volumen 8, párrafo 418)

Esta unidad psicofísica fue llamada por Jung, usando el término del alquimista Gerhard Dorn, el unus mundi. Estos factores trascendentes e irrepresentables son el inconsciente con sus arquetipos y el átomo o las partícula subatómicas (en el sentido de que estas partículas son indeterminadas, como dijera Heisenberg, no son cosas, son probabilidades o potenciales). Vivimos en un mundo paradójico, donde nuestros constituyentes básicos yacen más allá de nuestro alcance y sin embargo los podemos conocer indirectamente a través de sus efectos: el colapso de la función de onda, la proyección de la sombra, etc. Otra colaboración entre un físico y un hombre ligado a la espiritualidad, entre David Bohm y Jiddu Krishnamurti, consolidaría el concepto similar de la totalidad implicada o el holomovimiento. De nuevo, un substrato trascendente unitario del cual emerge el mundo de la realidad manifiesta diferenciada.

La sincronicidad se ha convertido en un concepto altamente popular -a veces de formas que no le hacen justicia dentro de la espiritualidad new age- puesto que apela a una intuición y a un deseo que es compartido por gran parte de la humanidad. Esto es, la noción de que el mundo tiene sentido y que nuestros pensamientos y estados mentales no están separados del mundo exterior físico e incluso llegan a resonar y a aparecer como eventos externos. La fantasía de que en nosotros existe cierta creatividad luminosa, no del todo lejana a lo divino. Podemos decir que de no haberse creado por Jung, hubiera sido necesario inventar el concepto de sincronicidad. Aunque éste sea en varios aspectos sólo una versión más moderna -formulada en un lenguaje preciso que se acerca a la ciencia- del pensamiento analógico de la antigüedad, de la doctrina de la signaturas y las correspondencias. Como expresa el adagio hermético: como es arriba, es abajo; la sincronicidad parece expresar:como es adentro, es afuera. O al menos ciertos momentos de alto significado e intensidad logran irrumpir con fuerza numinosa y disuelven la frontera que separa lo interno de lo externo, lo psíquico de lo material. Por supuesto, la ciencia no toma las sincronicidades -coincidencias significativas acausales- como fenómenos objetivamente reales, los descarta como sugestiones psicológicas, confusiones y proyecciones de sentido, como la llamada pareidolia. Pero estas explicaciones no quitan la sensación de significado, propósito y numinosidad que dicha experiencia provee en el individuo. Sea invalida para la ciencia su experiencia o no, el individuo se alimenta del carácter subjetivo y esto es lo que moldea su vida y le permite encontrar propósito y motivación. La racionalidad moderna no ha podido despojar al universo de la necesidad de experimentar el mundo con una cierta dosis de magia, y esto no necesariamente está limitado a lo paranormal o a lo religioso, las personas suelen creer que sucesos como encuentros amorosos, oportunidades de trabajo y demás ocurren bajo misteriosos principios de atracción, predestinación o intención. Joseph Conrad expresó esta noción demasiado humana cuando dijo “es la marca de un hombre de poca experiencia no creer en la suerte”. La racionalidad moderna no es capaz de tapar estos intersticios por donde las fuerzas mágicas y caóticas invaden la psique. Y es que la misma microfísica da cabida para la acausalidad y el indeterminismo en sus teorías. Esta hendidura de lo acausal, de lo indeterminado, es de alguna manera también el espacio para lo mágico y misterioso, el conducto numinoso por el cual el constructo inexorable de la realidad mecanicista se ve invadida y subvertida por un demonio o un dios. Es esta la “fantasmagórica acción a distancia” que Einstein aborrecía pero que nadie ha logrado exorcizar del impoluto edificio de la ciencia.

La experiencia de sincronicidad, valga la redundancia, es dadora de sentido. Esto es lo fundamental. En un mundo que es caracterizado por la pérdida de sentido, estos rescoldos de pensamiento mágico son vitales, son los jirones de los cuales se agarran las personas para no perecer en un mar mecánico de inerte desolación e impotencia. La sincronicidad da sentido, como mencionamos ya, pues sugiere que lo que estamos pensando y viviendo en nuestra psique no es un insignificante y estéril soliloquio: la naturaleza responde -está viva y rebosa de sentido, es un símbolo del espíritu como notó Emerson. Existe articulación, conexión verdadera, ecos íntimos entre los hombres y las piedras y las plantas…. Y esto revela, entonces, que el cielo y la ciudad en la que se representan los signos de nuestros pensamientos y deseos, deben también de estar dentro de nosotros. Un firmamento interno, como dijo bellamente el alquimista suizo Paracelso, y un mundo afuera capaz de acomodar a los arquetipos, de recibir la encarnación del pensamiento. El gran maestro neoplatónico Plotino en sus visiones experimentó la sincronicidad como una gran sinfonía:

Las estrellas son como letras que se inscriben a cada momento en el cielo. En el mundo todo está lleno de signos. Todos los acontecimientos están coordinados. Todas las cosas dependen de todas las demás. Tal como se ha dicho: todo respira junto.

Seguir leyendo LA SINCRONICIDAD COMO EXPERIENCIA DADORA DE SENTIDO EN LA MODERNIDAD DESENCANTADA.

El Diseño Estelar de Washington DC Está Consagrado a ISIS

Con el fin de entender cómo “el trono de la bestia” sería representado por Washington DC, es útil saber cómo fue construido, por quién y con qué propósito.
El punto más alto en Washington DC se llama Jenkins Point. En la década de 1790 era propiedad de Daniel Carroll -hermano del obispo católico John Carroll. David Ovason nos dice, “que en los primeros tiempos de la colina había sido llamada Roma” (La arquitectura secreta de capital de nuestro país, pp 8). Él continúa, pp 8, 9,
 “De hecho, la historia podría fácilmente ser tomada por cosa del mito sino fueran apoyadas por un largo manuscrito en los archivos del estado de Maryland, en Annapolis. La obra, de 5 de junio de 1663, es del nombre de Francis Pope (Papa), y establece las bases para una encuesta de una franja de tierra llamada Roma, delimitada por la ensenada llamada Tíber”.
El simbolismo es muy importante para las sociedades secretas, incluso para los jesuitas. Es por ello que se utilizó tierra del Papa (llamada “Roma”) para construir la capital de nuestra nación, Washington DC. Fue para afirmar la afirmación de la Iglesia Católica Romana en América, que aún mantiene el argumento de que Colón reclamó esta tierra nueva para la Iglesia.
El simbolismo es muy importante para las sociedades secretas la cuidad de Washington ha sido de las polemicas en este aspecto:
La proclamación de George Washington del 30 de marzo 1791 ordenó que las secciones de la nueva ciudad debieran comenzar con un mojón de piedra en Jones Point. Este marcador se convirtió en la piedra angular de Washington DC. Se puso en el suelo a las 3:30 pm el 15 de abril de 1791. Este fue oficialmente el inicio de la construcción de Washington DC. Los masones eligieron ese día y la hora exacta, ya que, como David Ovason nos dice en la página 49 de su libro,

Seguir leyendo El Diseño Estelar de Washington DC Está Consagrado a ISIS

¿Quiénes fueron los misteriosos Shemsu Hor egipcios?

Mencionados en el Papiro de Turín, también conocido como Canon Real de Turín, y en otros supuestos textos históricos, los Compañeros de Horus, o Shemsu Hor, constituyen uno de los enigmas más sorprendentes de la prehistoria egipcia. Las alusiones a estos misteriosos personajes son muy difusas, pero tal vez su intervención en tiempos muy anteriores a la Primera Dinastía pudo concretarse en el diseño estelar de la Gran Esfinge y de otros importantes monumentos. Pero, ¿quiénes eran los Shemsu Hor? Para los egiptólogos, se trata de entidades legendarias y sin base real. Otros investigadores, en cambio, creen que desarrollaron un papel muy relevante como intermediarios entre los dioses y los hombres. Olvidados al comienzo de los tiempos y considerados por los investigadores como un producto de la imaginación de los antiguos egipcios, algunos dioses reclaman hoy su autenticidad. Lejos de ser un producto de la fantasía, los Shemsu Hor de Egipto pudieron haber gobernado este país hace miles de años.  Egipto es una de las más longevas de las civilizaciones de la historia conocida de la humanidad. Del 3100 a.C. al 30 a.C., el país del Nilo conoció 30 dinastías y 170 faraones. Tres mil años de sorprendente historia que los egiptólogos han dividido en tres grandes imperios: Antiguo, Medio y Nuevo. Pero, antes de esta época, ¿qué sucedió? La respuesta se encuentra en el Museo de Turín, Italia, donde se conservan 160 fragmentos de un papiro conocido como Canon Real de Turín, antes mencionado. Se trata de una lista apócrifa de reyes, descubierta en 1822 en la antigua ciudad de Tebas. Aunque el famoso Champollion, considerado padre de la egiptología, reconoció su importancia de inmediato, los investigadores actuales relegan la lista a un simple mito. ¿Por qué? Porque el documento refiere que, en el principio de los tiempos, Egipto fue gobernado durante 11.000 años por un grupo de seres, semidivinos, a los que denomina Shemsu Hor, los Compañeros de Horus.

Seguir leyendo ¿Quiénes fueron los misteriosos Shemsu Hor egipcios?

Manuscritos y tapices anglosajones pueden contener pruebas de un “misterioso mundo”

El Tapiz Bayeux presenta una representación del Cometa Halley 1066. Los rastros de polvo y gas en el cielo nocturno registrados por los astrónomos anglosajones pueden contener evidencia del misterioso Planeta Nueve, afirman académicos de la Universidad de Queen.

Por Daily Mail

Los rastros de polvo y gas en el cielo nocturno registrados por astrónomos anglosajones pueden proporcionar evidencia del misterioso Planeta Nueve, afirman académicos de la Universidad de Queen’s.

Los expertos creen que las representaciones de cometas avistados en la Edad Media proporcionarán más pistas sobre el paradero del hipotético cuerpo celeste.

Los científicos han debatido durante mucho tiempo si un planeta pícaro, apodado Planeta Nueve, está al acecho en el borde de nuestro sistema solar.

Algunos astrónomos piensan que la existencia del supuesto planeta – que según ellos es diez veces más grande que la Tierra – explica la extraña forma en que se mueven los objetos distantes en el espacio.

Los investigadores creen que los relatos anglosajones, combinados con técnicas científicas modernas, podrían utilizarse para investigar los efectos del Planeta Nueve.

Expertos, entre ellos un historiador medieval y un astrónomo de la Universidad de Queen’s, en Belfast, hacen las afirmaciones como parte de una exposición que explora la comprensión anglosajona del cosmos.

Como parte de su estudio, están combinando registros de cometas de fuentes anglosajonas con imágenes contemporáneas de los objetos espaciales helados, incluyendo la NASA y la Sociedad de Astronomía Amateur de Irlanda del Norte.

Al combinar los enfoques históricos y científicos, los investigadores esperan revelar nuevos hallazgos sobre el Planeta Nueve.

Sin embargo, aquellos que esperan planetas del tamaño de la Tierra propuestos por astrólogos y escritores de ciencia ficción pueden tener que seguir buscando.

Seguir leyendo Manuscritos y tapices anglosajones pueden contener pruebas de un “misterioso mundo”

La CIA desclasifica documentos de tecnología alienígena: Conoce el Proyecto CARET

Circulan por Internet unos documentos que se han hecho públicos sobre tecnología muy avanzada que, supuestamente, es alienígena. Estos documentos, del proyecto secreto CARET, se han publicado en la página web oficial de la CIA, aunque para verlos, hay que rellenar un cuestionario previo.

Una emisora de radio fue la que recibió la primicia. El suceso tuvo lugar un 11 de mayo de 2007 en Capitola, California. El exitoso programa de radio Coast-to-Coast recibió un correo electrónico donde se adjuntaban unas fotografías de un objeto volador no identificado sobrevolando las inmediaciones de California. El hombre que envió el correo electrónico no quiso revelar su verdadera identidad, así que se hizo llamar Chat. Él, estaba realmente alertado porque había visto ese objeto varias veces sobrevolando su casa. Su estado era de desesperación ya que, la nave era algo totalmente extraño.

En cuanto se compartió esta información, las líneas empezaron a recibir llamadas de personas que afirmaban haber visto un objeto con las mismas características a las que habían descrito del objeto que fotografió Chat. Pero el desconcierto del equipo de radio y de la audiencia que escuchaba el programa, sólo hacía que empezar.

Alguien se puso en contacto con el programa para compartir con ellos una información que hacía referencia a la extraña nave, que habría sido creada por “personas” y no por alienígenas, pero con una tecnología que no habíamos inventado nosotros. Este hombre que dijo llamarse “Elias”, aseguró que trabajó en un programa secreto que se llamaba CARET, como informático e ingeniero. Dijo que él era el encargado del I+D del programa que se basaba en tecnología procedente de una civilización no terrestre.

El proyecto CARET fue desarrollado en la década de los ochenta en Palo Alto, California. Precisamente la zona donde se cuentan más avistamientos de este extraño objeto volador no identificado. Elías, envió en el correo electrónico que envió al programa para hacer estas declaraciones, documentos que verificaban su versión. En ellos, se podían observar distintos documentos, fotografías y otras fichas técnicas que tenían una similitud asombrosa a las fotografías que el otro testigo, Chat, había enviado al equipo de radio. Elías, quien asegura haber trabajado en el proyecto CARET, colgó en una página web toda la documentación en alta resolución del proyecto secreto.

Seguir leyendo La CIA desclasifica documentos de tecnología alienígena: Conoce el Proyecto CARET

¿Qué formas de vida podrían habitar en los planetas de nuestro sistema solar?

Por Sputnik

En un artículo para Sputnik, la divulgadora científica Tatyana Pichúgina abordó las formas de vida que podrían subsistir en los distintos planetas de nuestro sistema solar. Las condiciones ambientales de Venus, Marte y Encélado son extremas, pero no del todo incompatibles con la vida.

La atmósfera de Venus

La superficie de Venus es inhabitable, ya que se limita a un desierto completamente vacío e infértil. Es probable que en algún momento de la historia allí hubiera océanos líquidos y una biosfera, pero debido al efecto invernadero se convirtió en el desierto que es hoy en día.

No obstante, en un plano teórico la vida es posible en la atmósfera de este planeta, concretamente a una altura de entre 51 y 65 kilómetros. Los científicos británicos han determinado que la temperatura en este estrato de la atmósfera de Venus oscila entre los 20 grados bajo cero y los 65 grados positivos. Además, la atmósfera de Venus está formada por vapores de agua saturados de aerosoles de ácido sulfúrico.Ello significa que extremófilos —organismos que viven en condiciones extremas— como la arquea Picrophilus pueden sobrevivir en la atmósfera de Venus. Estas bacterias habitan en los lugares más extremos de nuestro planeta como las aguas termales o los depósitos de agua sin oxígeno y se alimentan de sulfuro.

Otro problema notable para la vida en Venus es el nivel de radiación que existe en este planeta. Debido al hecho de que Venus orbita mucho más cerca del Sol, tiene un campo magnético más débil que la Tierra y los niveles de radioactividad son extremadamente altos.

Seguir leyendo ¿Qué formas de vida podrían habitar en los planetas de nuestro sistema solar?