ZEOLITA

Las zeolitas son minerales aluminosilicatos microporosos que destacan por su capacidad de hidratarse y deshidratarse reversiblemente.1 2 Hasta octubre 2012 se han identificado 206 tipos de zeolitas según su estructura, de los cuales más de 40 ocurren en la naturaleza; los restantes son sintéticos.3 4 La zeolitas naturales ocurren tanto en rocas sedimentarias, como volcánicas y metamórficas.2

Suelen ser utilizados y vendidos como adsorbentes comerciales.1 Ejemplos de sus usos incluyen la refinación del petróleo, la coloración de gases y líquidos y el control de polución.2 Esto ha hecho que exista una producción comercial de zeolitas artificiales de características particulares.2

http://es.wikipedia.org/wiki/Zeolita

Para conocer un poco la identidad y la utilidad de la zeorita nada mejor que leer este informe en pdf

https://www.dropbox.com/s/5ouqg3vzrwhc5al/la%20zeolita.pdf

La utilización de este mineral en la medicina :

  1. Ademas de la medicina esta piedra se utiliza para:

    zeolitas tiene varios usos:

    • La agricultura
    • La acuicultura
    • La alimentación del ganado
    • Como intercambiador iónico
    • Como catalizador en la industria química

    Agricultura: se utilizan como fertilizante; permiten que las plantas crezcan más rápido, pues les facilita la fotosíntesis y las hace más frondosas.

    Acuicultura: se utiliza como un ablandador de aguas, debido a su capacidad de intercambiar iones, y también se utiliza para hacer engordar más rápido a algunos peces, aunque el exceso puede ser mortal, por lo cual sólo se puede utilizar como un suplemento alimenticio.

    Alimentación del ganado: en la actualidad se utiliza como suplemento alimenticio para el ganado, puesto que permite aprovechar más la comida. La zeolita actualmente se utiliza como un suplemento alimenticio para las aves, pues engordan de un 25% a un 29% más con respecto a las que no se les adiciona zeolita; la zeolita que permite esto es la clinoptilolita. La causa de que los animales engorden más es que la zeolita hace que los nutrientes ingeridos queden retenidos por ella: se quedan un tiempo debido a los poros con los que cuenta la zeolita. Esto permite que la zeolita les haga aprovechar mucho más los alimentos.

    Intercambio iónico: La mayor parte de los intercambios iónicos se lleva a cabo a través de la solución acuosa, por lo cual se utiliza para ablandar aguas duras residuales.

    Esto se logra generando “sitios activos” sobre la superficie de la zeolita (con un tratamiento previo de este material) de modo que al pasar el líquido a través de ella se logre atrapar y reemplazar los iones que se encuentran en la solución por otros que disminuyan las propiedades de dureza, por ejemplo, aunque esto se puede aplicar a un sin fin de procesos de interés. Cada determinado tiempo se requiere un proceso de recuperación de la resina de intercambio (como también se le denomina) de modo que se limpien los iones retenidos y se vuelvan a liberar los respectivos sitios activos

    Catalizador en la industria química: son muy importantes para muchos procesos en petroquímica.

    Las zeolitas, debido a sus poros altamente cristalinos, son consideradas como un tamiz molecular, pues sus cavidades son de dimensiones moleculares, de modo que al pasar las aguas duras, las moléculas más grandes se quedan y las más pequeñas siguen su curso, lo cual permite que salga un líquido más limpio, blando y cristalino. Paul Weisz descubrió en 1960 que algunos de estos tamices moleculares presentan selectividad de forma por lo que son altamente específicos para algunas aplicaciones catalíticas.9

    Pero esta capacidad tamizadora es limitada. Debido al diminuto tamaño de los poros, el agua que ingresa deberá tener una cantidad muy baja de sólidos y de turbiedad; de lo contrario la resina se tupirá rápidamente, haciendo el proceso económicamente inviable.

    Su estructura cristalina está formada por tetraedros que se reúnen dando lugar a una red tridimensional, en la que cada átomo de oxígeno es compartido por dos átomos de silicio, formando así parte de los minerales tectosilicatos.

    El agua y muchos otros compuestos pasan a través de los poros de la zeolita.

     

     

    Zeolita: La Piedra Mágica

     

    Congreso internacional. Más de seiscientos expertos se reúnen desde ayer en Valencia para poner en común los últimos avances en el uso industrial de la zeolita, un material de origen volcánico con múltiples aplicaciones en la agricultura y en la química que puede ser también sintetizado para actuar como un catalizador.

    La zeolita, un mineral de origen volcánico, lleva camino de convertirse en la piedra que sirve para casi todo. Se encuentra en depósitos naturales, aunque desgraciadamente no en la Comunitat Valenciana, pero puede fabricarse artificialmente definiendo sus propiedades “a la carta” y en este campo, el químico castellonense Avelino Corma, ex director del Instituto de Tecnología Química de Valencia es una referencia mundial. Tanto que cerca de 600 científicos de todo el mundo se reúnen desde ayer en el 5º Congreso Internacional de la Federación Europea de Asociaciones de Zeolita para poner en común los últimos avances en el uso de estos compuestos en la industria química.
    Los usos de este material poroso son múltiples y muy variados. Cuesta un mundo ponerle coto a las aplicaciones de la “piedra que hierve”, etimología de origen griego para la zeolita referida a su reacción cuando se calienta.
    El Instituto de Tecnología Química (IQT) de Valencia, en el que participan la Universidad Politécnica de Valencia y el Centro Superior de Investigaciones Científicas trabaja desde hace años en el uso de zeolitas de diseño. Del laboratorio que Avelino Corma dirigió hasta el pasado mes de noviembre salió hace unos años la zeolita ITQ-23, un tamiz molecular con aplicaciones en la dispensación de fármacos y en electrónica.
    Gracias a la investigación realizada por este departamento, muchas de estas nanoestructuras cristalinas son incorporadas a los vehículos donde actúan como catalizadores para reducir la contaminación provocada por los combustibles fósiles. Del laboratorio han salido ya una veintena de patentes propias que son aplicadas por la industria.
    En la actualidad existen clasificadas unos 50 tipos de zeolita natural y más de 100 tipos de zeolita sintéticas.

    Múltiples aplicaciones
    Los organizadores del congreso aseguran que las zeolitas y los “materiales porosos ordenados” están encontrando nuevas aplicaciones en otros campos de la industria química, como la producción de compuestos de alto valor añadido, en particular, fragancias sintéticas, aditivos alimenticios, nuevas formulaciones farmacéuticas, etc.
    Existen, además, otros usos “tradicionales” de la zeolita que se han extendido en los últimos años.
    La zeolita es un aditivo, que sirve para restituir los nutrientes en los terrenos de cultivo ; como alimento del ganado vacuno, caprino, porcino y de aves de corral -entre otros- debido a que los animales engordan más y más rápidamente. Se usa también en el tratamiento del agua potable, control de malos olores en piscinas, granjas, etc; como aditivo del hormigón; para guardar el grano en los silos; como material para la fabricación de detergentes biodegradables; en la minería, en derrames de petróleo, aceite y metales pesados, etc.

    http://selenitaconsciente.com

Un comentario en “ZEOLITA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *