Los humanos modernos emergieron en Asia milenios antes de lo pensado


Un equipo internacional de investigadores ha descubierto fósiles humanos bien datados en el sur de China, que notoriamente cambian la percepción de los antropólogos acerca de la aparición de los humanos modernos en el este del Viejo Mundo

La investigación, basada en el Instituto de Paleontología de Vertebrados y Paleoantropología de Pekín, ha sido publicada online en Proceedings of the National Academy of Sciences.

El descubrimiento de los primeros fósiles de humanos modernos en Zhirendong (la cueva Zhiren), al sur de China, data de al menos 100.000 años atrás, y nos da la evidencia más temprana de la aparición de los humanos modernos en Asia Oriental, por lo menos 60.000 años más que los humanos modernos que se conocían antes en la región.

 

“Estos fósiles están ayudando a redefinir nuestra percepción sobre la aparición del hombre moderno en el este de Eurasia, y en todo el Viejo Mundo en general”, dice Eric Trinkaus, profesor de antropología física en la Universidad de Washington en Sant Louis.

Los fósiles de Zhirendong tienen una mezcla de características modernas y arcaicas que contrastan con las de anteriores humanos modernos en el este de África y sudoeste de Asia, lo que indica un cierto grado de continuidad de la población humana en Asia con la aparición de los humanos modernos.

Los humanos Zhirendong indican que la propagación de la biología humana moderna precedió en forma prolongada las innovaciones culturales y tecnológicas del Paleolítico Superior y que los primeros humanos modernos co-existieron desde hace muchas decenas de milenios con seres humanos arcaicos que residían más al norte y al oeste a lo largo de Eurasia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.