MANIOBRAS ALARMANTES: RUSIA RESPONDE AL ENVÍO DE AVIONES F-15 A SIRIA

Comp 1_00000b

Parece que la situación en Siria podría ser más compleja de lo que creíamos anteriormente.

En este artículo añadimos información adicional a la que incluíamos en elartículo anterior, que está pasando bastante desapercibida, pero que vista en contexto, resulta preocupante.

Esto es lo que decíamos en la primera versión del artículo…

EEUU ENVÍA AVIONES F-15 A SIRIA EQUIPADOS SOLO PARA COMBATE AÉREO…¿CONTRA RUSIA?

En lo que parece ser la última señal de las crecientes tensiones entre los EEUU y Rusia en Siria, los EEUU ha enviado aviones equipados únicamente con armamento aire-aire, (es decir, para combate aéreo con otros aviones) a la región, según ha informado el periodista David Axe en The Daily Beast.

Como señala Axe, Rusia es el único potencial adversario de Estados Unidos en Siria que dispone de aviones de combate en la zona.

El Pentágono anunció la semana pasada que enviaría hasta una docena de F-15C a la base aérea de Incirlik en Turquía, para realizar operaciones en Siria. Pero como señala la publicación The Daily Beast, el papel exacto de esos aviones no está para nada claro.

F-15C Eagle

Los F-15C están armados solamente con armamento aire-aire, lo que los convierte en innecesarios a la hora de realizar operaciones contra ISIS, que no dispone de aviación contra la que combatir.

En cambio, estos aviones podrían cumplir con dos posibles propósitos en la región:

1-Podrían utilizarse para ayudar a proteger la frontera de Turquía contra las incursiones periódicas de aviones y helicópteros sirios.

2-En determinadas circunstancias, el F-15C podría ser utilizado para contrarrestar la actividad de Rusia en Siria. Si EEUU y sus aliados crearan una zona de exclusión aérea en el norte de Siria, cerca de la frontera con Turquía, por ejemplo, esta zona de exclusión tendría que ser mantenida utilizando aviones que la vigilaran y forzaran a las aeronaves rusas y sirias a respetarla.

Ataques aéreos rusos en Siria: 30 septiembre-20 octubre

“La creación de una zona de exclusión aérea, podría obligar a los F-15 y otros aviones de Estados Unidos a enfrentarse directamente con los aviones rusos, a pesar de que, en teoría, ambas fuerzas aéreas están atacando a ISIS”, escribe Axe en su artículo. “Rusia y los Estados Unidos hacen esfuerzos para alejar sus jets entre sí, evitando posibles colisiones, pero por lo demás, no colaboran en sus maniobras de guerras aérea en Siria”

f-15c-siauliau-1

La introducción de los F-15 pone de relieve el peligro de un enfrentamiento potencial entre aviones aliados y de Rusia en Oriente Medio, con independencia de que el choque sea intencionado o accidental.

En el comienzo del mes de octubre, un funcionario militar británico no identificado dijo a The Sunday Times que a los pilotos de los aviones británicos se les había dado el visto bueno para atacar a los aviones rusos sobre Irak o Siria si se sentían amenazados por ellos. Sin embargo, el gobierno británico negó rápidamente el informe.

Sobre los cielos de Siria, los aviones de combate de EEUU y Rusia han llegado a estar a pocas millas los unos de los otros. Se trata de distancias lo suficientemente cercanas como para generar potenciales incidentes o malentendidos.

Y estos F-15 y la posible creación de una zona de exclusión aérea, no parecen presagiar, al menos a primera vista, que la situación vaya a distenderse en lo más mínimo…


INFORMACIÓN ADICIONAL INQUIETANTE: RUSIA ENVÍA A SIRIA SISTEMAS DE MISILES ANTIAÉREOS…¿CONTRA QUIÉN?

Y por si todo esto fuera poco alarmante, pocas horas después, se ha anunciado que Rusia envia sistemas de misiles antiaéreos a Siria.

Y la pregunta que uno se debe hacer, como en el caso anterior es la misma: ¿CONTRA QUIÉN?

El caso es parecido al de los F-15 norteamericanos: todos sabemos que Estado Islámico no dispone de aviación. Entonces, ¿cómo justifica Rusia este envío de misiles anti-aéreos a Siria?

1036391519

Así es como nos narran la noticia en la web de Sputnik y la justificación ofrecida por Rusia solo puede ser calificada como (preocupantemente) surrealista…

Rusia desplazó a Siria sistemas de misiles antiaéreos para prevenir posible secuestro de sus aviones y frustrar ataques de respuesta, declaró el comandante de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia, Víctor Bóndarev.

“Hemos estudiado las posibles amenazas y hemos desplazado (a Siria) no solo cazas, aviones de asalto y bombarderos sino también sistemas de misiles antiaéreos”, dijo el jefe militar en entrevista con el diario Komsomolskaya Pravda.

Agregó que estos suministros buscan prevenir “el secuestro de un avión de combate en el territorio de un país vecino de Siria” y un posible “ataque contra nosotros”.

Rusia comenzó el pasado 30 de septiembre bombardear las posiciones del Estado Islámico en Siria atendiendo una petición del presidente Bashar Asad.
El viceministro de Defensa de Rusia, Anatoli Antónov, declaró con anterioridad que la operación de la aviación rusa en Siria es completamente legítima y finalizará junto con la ofensiva del Ejército sirio contra los terroristas.

El Estado Islámico, considerado como una de las amenazas más graves para la seguridad en Oriente Próximo y el mundo entero, controla vastas zonas de Irak y Siria y pretende extender su influencia en el norte de África, particularmente a Libia.

Es decir, el gobierno ruso justifica esta maniobra por el “temor” de que un grupo de terroristas secuestren un moderno jet de combate en un país vecino y los ataquen en Siria…sin duda, una de las excusas más peregrinas y alucinantes que hemos escuchado en años.

¿Es que acaso los terroristas de Estado Islámico aprenden a pilotar modernos cazas de combate en sus campos de entrenamiento enmedio del desierto?

1413135599887_wps_27_10315510

Esto es precisamente lo preocupante de la justificación: que no tiene ningún sentido.

Si combinamos esta pequeña noticia, que pasa desapercibida como algo menor en la mayoría de medios, y la combinamos con el envío de los cazas F-15C norteamericanos a Turquía, lo que obtenemos es una escalofriante señal de alarma.

Porque lo que estamos presenciando, es que, de forma sibilina y muy discreta, ambos bandos, tanto Rusia como EEUU, están desplazando armamento específicamente orientado a enfrentarse los unos con los otros sobre los cielos de Siria.

O en el mejor de los casos, ambos envían los instrumentos necesarios para instaurar, de facto, dos zonas de exclusión aérea diferenciadas en el país, con el armamento necesario para excluir a la aviación del bando opuesto. Lo que de facto, es también el paso previo para un enfrentamiento militar directo.

Y parece que en ese posible enfrentamiento podrían participar otros actores, tal y como nos indica esta noticia, también publicada en Sputnik:

FRANCIA ANUNCIA EL ENVÍO DE BUQUES DE GUERRA PARA LUCHAR CONTRA ESTADO ISLÁMICO

Francia enviará un grupo naval encabezado por el portaviones Charles de Gaulle para luchar contra el grupo yihadista Estado Islámico, anunció el Palacio del Elíseo.

1053308125

“Se ha tomado la decisión de desplegar un grupo naval con el portaviones Charles de Gaulle para participar en las operaciones contra el EI”, dice el comunicado emitido tras una reunión del Consejo de Seguridad galo presidida por François Hollande.

¿Un portaaviones con su grupo naval completo para combatir contra Estado Islámico, que ya está siendo severamente castigado por la aviación rusa? ¿Precisamente ahora?

No queremos ser alarmistas, pero todas estas, son muy malas señales.

Esperemos que al final se imponga la razón y la negociación…


Fuente: http://www.businessinsider.com/us-moving-f-15cs-to-fight-over-syria-2015-11

http://mundo.sputniknews.com/rusia/20151105/1053291372/rusia-ha-suministrado-misiles-antiaereos-a-siria.html#ixzz3qcxNjoCx

http://elrobotpescador.com/2015/11/05/eeuu-envia-aviones-f-15-a-siria-equipados-para-combate-aereo-y-rusia-responde-actualizado/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.