“Galgal Refa’im” enigmática ruina en los altos del Golán

(Foto: Gilgal Refaim via Wikimedia Commons)
Los científicos y arqueólogos coinciden en que la enorme estructura de piedra Galgal Refa’im es una de las más antiguas y más grandes de la región.
Israel está colmado de cientos de sitios arqueológicos e históricos. Hay cuevas, antiguos lugares de culto, anfiteatros que datan de miles de años y fortalezas que esperan ser explorados en casi cada esquina.
Pero hay una zona arqueológica fuera de lo común que muchos desconocen e incluso aquellos que saben de su existencia no la han visitado.
Se llama en hebreo Galgal Refa’im (“Rueda de los Fantasmas”) o Gilgal Refaim (“círculo de gigantes”, en referencia a una raza bíblica de los gigantes), o Rujm el-Hiri en árabe (“montón de piedras de los gatos salvajes”). Es uno de los lugares más enigmáticos y misteriosos de Israel.
Con paredes de roca maciza, que sobresale con ocho pies de altura en el cielo, esta estructura en los Altos del Golán se llama comúnmente “Stonehenge del Levante”, ya que, según muchas estimaciones es contemporánea del Stonehenge de Inglaterra.
El monumento prehistórico Stonehenge en Inglaterra, se cree que se construyó entre el 3000 y 2000 aC, es uno de los sitios más famosos del mundo. Una media de 1,3 millones de personas visitan este anillo de piedras cada año. Otros monumentos de piedras famosas y populares entre los turistas incluyen Chichén Itzá en México, 1,4 millones de personas por año y Machu Picchu en Perú con 1,2 millones.
Sin embargo, Gilgal Refaim no saca ni siquiera cerca de esos números. Ya sea porque la magnificencia de esta estructura de piedra de aproximadamente 5.000 años de antigüedad que posee unas 42.000 toneladas de piedra de basalto expuestas en grandes círculos concéntricos, sólo se puede ver correctamente desde el aire o si debido a la falta de publicidad, este sitio atrae a cuenta gotas a los visitantes la mayor parte del año.
Gran cantidad de visitantes, en su mayoría astrónomos y astrólogos – viene en los días del solsticio de invierno y del solsticio de verano, cuando las líneas de la salida del sol aparece en las rocas.

Pero en su mayor parte, este tesoro arqueológico – ubicado entre las carreteras 808 y 98 en los Altos del Golán a unos tres kilómetros al sur de lMoshav Yonatan sigue esperando ser renombrado y conocido.

Las teorías abundan

Algunos creen que fue un antiguo calendario, debido a la alineación del solsticio, o tal vez un monumento utilizado para las observaciones astronómicas y cálculos religiosos.
Otros piensan que fue un lugar de entierro para personas importantes, ya que tiene unos 15 pies de tierra funeraria en el centro y una cámara de 20 pies de largo que los interesados pueden visitar. Otra idea es que esta estructura se utilizó para dejar los muertos a los pájaros.
Cuando Galgal Refa’im fue excavado por primera vez en la década de los 60, fue fechado en la Edad del Bronce Antiguo II (3.000-2.700 aC). Pero en 2010, Michael Freikman de la Universidad Hebrea de Jerusalén, dijo que el sitio misterioso fue probablemente construido en la Edad del Bronce (1550 a 1200 aC), ya que coincide con la construcción del periodo Calcolítico.
Uri Berger, un experto en tumbas de la era megalítica de la Autoridad de Antiguedades de Israel comenta que cada uno de los arqueólogos que ha estudiado este lugar cree en sus propias teorías.
Berger anima a la gente a visitar el lugar, a pesar de que en el suelo Gilgal Refaim parece poco más que unas ruinas de piedra cubiertas de maleza. Desde arriba, es más fácil ver la forma del laberinto. Algunos de los círculos de la pared de roca están completos, mientras que otros son trozos desaparecidos. La pared exterior es de ocho pies de alto y 520 pies de diámetro.
El “Golan Walking Trail” donde se encuentra el Gilgal Refaim, es accesible solamente a pie y abierto a los visitantes sólo los fines de semana y días de fiesta porque el área es utilizada por el ejército israelí durante los ejercicios de entrenamiento durante la semana
http://www.aurora-israel.co.il/articulos/israel/Titular/69071/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *