Tú has elegido ser pesimista

Mujer-triste-sintiendo-culpa

A lo largo de toda nuestra vida pasamos por malos momentos. Momentos frustrados, relaciones dolorosas, desengaños… Es algo normal, a todos en algún momento nos ha tocado vivir algo malo, pero hay diferentes formas de enfrentarlo.

Hay personas que se vuelven pesimistas debido a todas estas circunstancias que han abordado en su vida. Realmente, a veces no son muchas. Hay personas que han pasado por cosas mucho peores y no acabaron siendo pesimistas. ¿Cuál es la diferencia?

El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie; el realista ajusta las velas

-William George Ward-

En tus manos está ser feliz o infeliz

Cuando tu vida está llena de pesimismo, ser feliz es algo casi inalcanzable. La vida carece de sentido, solo hay oscuridad, porque esta reside en nuestra mirada. Pero, no te equivoques. Ser pesimista ha sido elección tuya.

Quizás te cueste creerlo, incluso ante esta afirmación sufran un primer rechazo. ¿Yo lo he elegido? No, lo han elegido mis circunstancias. ¿Estás seguro de ello? Las circunstancias son algo que tú no puedes controlar, pero sí puedes controlar cómo enfrentarte a ellas y es ahí donde tú tienes el poder.

240742_235484779911334_99631353_o

Claro que hay personas que lo han pasado mejor y otras peor, está claro que hay muchas cosas que no entiendes porqué te han sucedido así. Pero siempre, siempre se puede sacar algo positivo de lo negativo. Tan solo tienes que buscar esto y para ello el pesimismo no te va a ayudar.

La felicidad está ahí mismo, al alcance de tu mano. Pero no la ves, porque lo que tienes más cerca no es valorado

¿Serás tú una persona pesimista? ¿Lo seré yo? En algunos momentos, lo hemos sido. El problema viene cuando lo tomamos como una forma de vida. No podemos volvernos pesimistas. Esto tiene que ser un estado pasajero, no un estado en el que queramos permanecer.

mujer-con-cabellos-rojos-y-peces

Si quieres saber si eres pesimista o no y cómo aprender a no serlo, hoy identificarás algunas características que todos los pesimistas poseen y que los llevan por el camino de la amargura, en vez de por el camino de la luz:

  • Se crean problemas: parece que no tienen suficiente con sus propios problemas, entonces asumen los de los demás. Esto provoca que carguen con cosas que en verdad no les pertenecen.
  • Solo ellos tienen la razón: lo que les hace perder la perspectiva sobre la vida y sobre el mundo. Su realidad es la única válida y nadie puede llevarles la contraria. Todos están equivocados y no lo ven, todos están en su contra.
  • No viven el presente: siempre se centran en el pasado o en el futuro y nunca disfrutan el aquí y el ahora. Es por eso por lo que pierden el tiempo pensando en aquello que ya pasó, y pierden oportunidades de disfrutar de las cosas por postergarlas continuamente.
  • Nunca se perdonan: ellos tienen la culpa de todo y el no saber personarse también provoca que no sepan perdonar a los demás. Esto hace que se llenen de sentimientos negativos como el rencor y la envidia.
  • Viven obsesionados: se centran en recuerdos negativos o cosas negativas que les suceden y no cesan en pensar sobre ellos, en vez de sanarlos, en vez de dejarlos pasar y aprender.

El pesimismo es la excusa de los débiles para abandonar la lucha por aquello que desean

Si te has sentido identificado con esto, es importante que aceptes que te puede pasar en determinado momento, pero que no es bueno vivir en este estado por mucho tiempo. No es una buena dinámica de vida. Estarás alejando la felicidad de ti, estarás alejando todo lo bueno.

mujer-de-rojo-subida-a-una-escalera

Debes aprender a conocerte, conoce tus límites, aprende de tus errores, escucha a los demás, confía… Pero, sobre todo, haz un ejercicio muy importante. Anota en un papel todos aquellos sentimientos negativos o que te hacen sentir muy mal. Después, reflexiona sobre ellos y pregúntate: ¿hasta qué punto son reales?, ¿debo sentirme así de verdad?, ¿cuál es la causa de que me sienta así?, ¿tiene algún motivo?

Reflexionar sobre nuestra vida, sobre nuestras emociones, nos permitirá analizarlas, conocernos mejor y darnos cuenta de que quizás estemos creando un problema cuando realmente no nos deberíamos de preocupar tanto. Haz este ejercicio y empieza a esquivar al pesimismo que pueda querer entrar en tu vida.

http://rincondeltibet.com/blog/p-has-elegido-ser-pesimista-8644

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *