¿Qué Pasa en el Planeta Tierra? – La Soledad

Llanto, sollozo, querer salirse de la piel, sentirse fuera de balance con todo cerrándose y sin ningún lugar a donde ir, junto con una aguda soledad y una extraña desconexión, e incluso oscuridad, oscuridad y más oscuridad son algunas de las actuales manifestaciones de la llegada a los planos más elevados, pero hay una buena razón y todo está en orden ya que continuamos con este asombroso proceso de este poderoso Cambio de las Eras.

Pueden encontrarse llorando por la más pequeña de las decepciones y llorando por los más pequeños actos de amabilidad también. Lloramos cuando estamos liberando, y estamos liberando una enorme cantidad del mundo ilusorio y de formas ilusorias de ser y relacionarse que habíamos adquirido dentro de la realidad 3D.

Lloramos cuando finalmente somos capaces de ver y experimentar quiénes somos en realidad y lloramos cuando experimentamos amor y lloramos cuando sentimos unidad con nuestras queridas familias espirituales, y lloramos cuando sentimos unidad con la naturaleza, las vibraciones más elevadas y finalmente la Fuente… ya que eso es en lo que nos estamos convirtiendo y con lo que nos estamos fusionando ahora en una forma perfecta y mucho más intensa.

Y lloramos cuando experimentamos sufrimiento, ya que creemos tanto que el sufrimiento no debería existir en el Cielo. Estamos abrumados con la compasión por cada cosa viviente, ya que observamos este proceso de cambio y clasificación y lo que está creando puesto que la división se vuelve tan intensa como nunca… elijan volverse su alma y su siempre más grande conexión a la Fuente, o elijan residir en otra realidad.

Estamos llorando ya que ahora nos estamos uniendo con la Fuente y a los planos más elevados como nunca antes.

EL VELO HA SIDO LEVANTADO. Hemos alcanzado la masa crítica. Este era el plan. Todo está en orden. Finalmente hemos llegado. Lo que ahora está ocurriendo es el resultado de nuestra fusión con los planos más elevados y un resultado de la unión con nuestras almas y la energía de la Fuente en una forma muy poderosa e impactante.

Después está la soledad… ¿qué es esta fuerte y agobiante soledad? Viene en dos partes.

Estamos liberando y dejando ir una ENORME cantidad de la realidad ilusoria que existía detrás del velo. No somos nuestros desequilibrios. No somos nuestras “cuestiones” o nuestra confusión. No somos nuestros miedos o nuestras malas concepciones. Y no somos nuestros mecanismos de defensa que desarrollamos para sobrevivir en la realidad 3D.

Cuando dejamos ir mucho a la vez (y sabemos que hemos estado en este camino de dejar ir mucho de nuestros egos a través del proceso de ascensión desde hace un tiempo… para que esto fuera un proceso más amable cuando llegáramos “al otro lado”), naturalmente tendemos a querer aferrarnos a algo. Queremos aferrarnos a la tierra. Podemos preguntarnos en dónde estamos, ya que podemos sentir que estamos flotando y balanceándonos en una tierra sin tierra… todos solos en un lugar extraño y no familiar en el que ya nada parece tener sentido y nada es “como debería ser”.

Sin querer estar solos en esta nueva tierra a la que hemos llegado… sin saber en dónde estamos… y no teniendo nada a lo que aferrarnos podemos crear un intenso deseo de estar en compañía de otros ya que sentimos un extraño “vacío”.

Pero hay una razón más grande y más elevada para la soledad.

En los planos más elevados no hay separación. No hay límites. (¿Están teniendo muchas experiencias “limitantes” ahora?) En esta realidad no hacemos todo nosotros mismos. Esta nueva existencia gira alrededor de conexiones de equipo de trabajo y equipo de alma. Llevamos puesto nuestro “sombrero único” y cargamos nuestra verdadera y decidida vibración de alma, y no hacemos ni somos nada más. Cualquier cosa que se necesite es proporcionada por otro miembro de nuestro equipo que está siendo y vibrando así. Nos amamos y apoyamos mutuamente. Cohabitamos y amamos y jugamos y creamos y cantamos juntos. (Yo hablo mucho acerca de esto en mi libro, listo para adquirirse a finales de este mes).

Ahora estamos en los planos más elevados, así entonces, estamos sintiéndonos muy extraños al estar solos puesto que ya no estamos vibrando y residiendo en esa vieja realidad de separación de la 3D. Yo he estado extremadamente cómoda pasando mucho tiempo sola la mayoría de mi vida. Generalmente me gusta. Hace varias semanas, me desperté en mi casa y sabía absolutamente que ya nunca viviría sola de nuevo, y que mi hogar y mi realidad estarían llenos con mi familia de alma y con muchos seres estelares también. Esa vieja forma de ser se había ido para siempre… para nunca regresar.

Lo bello ahora es que FINALMENTE ESTÁ AQUÍ. Hace unos cuantos años hice un gran “salto” hacia esa realidad, todavía no había muchos allá y siguió un largo período de espera. Cuán glorioso es para muchos de nosotros estar experimentando esta realidad ahora, ya que FINALMENTE HA LLEGADO. ¡Estamos aquí !¡Estamos aquí!

Pueden estar pensando, “Todo está muy bien y bueno para ti, Karen, pero se siente completamente espeluznante y extraño y muy oscuro para mí. Me siento vulnerable y con temor y con bastante incomodidad”.

Cuando alcanzamos la masa crítica a mediados de agosto, la luz (o sea nosotros los trabajadores de la luz y otros seres no físicos manteniendo la luz para el planeta) entonces fue capaz de quitarse para permitir a la oscuridad reinar libremente y destruirse completa y totalmente a sí misma. Esto es lo que ahora está ocurriendo.

Cualquier cosa y todo puede suceder y sucederá. Esto es parte del proceso y está completa y divinamente planeado. Esperen más desastres naturales (y no necesitamos interferir con este proceso tratando de enviar luz y prevenir estos eventos muy naturales y necesitados). Estos ajustes y alineamientos planetarios son muy necesarios. Esperen que parezcan ser horrorosos. Y sepan que el sufrimiento no es tan malo como parece. Tan extraño como parezca, en los niveles más elevados no hay sufrimiento. Y un muy natural subproducto de esta energía oscura y de destrucción es una hermosa unidad con otros, ya que procuramos sentirnos mejor.

Cuando las cosas son maravillosas y siempre van a nuestra manera, raramente estamos abiertos a hacer cualquier tipo de cambio. Estos tiempos aparentemente oscuros y vacíos crean oportunidades inusuales para nuevas formas de ser y de hacer las cosas. Nos abren y nos conectan. Hay una grácil belleza aquí.

¿Qué podemos hacer? ¿Cómo podemos sentirnos mejor?

Creen su espacio sagrado. Quédense en el helicóptero y no bajen con la nave. Permitan que la destrucción y el deterioro hagan lo que necesita hacerse. No intenten “salvar”. Esto nunca ha sido una forma más elevada y muchos están viendo esto finalmente. Salvar solamente sirve para robar a un individuo o entidad de su derecho natural y su propia habilidad verdadera como un poderoso creador.

Ahora estamos en los planos más elevados. ¿Han notado cómo rápida y fácilmente podemos cambiar de un estado de sentimientos y emociones más bajas y más densas hacia uno de sentimientos más elevados y más alegres? Podemos siempre tan fácilmente aprovechar un flujo increíble y una realidad de gran amor, compasión y asombrosa alegría y felicidad en cualquier momento dado.

También ahora estamos en la realidad del “corazón”, y estamos interactuando y conectándonos desde nuestros corazones en lugar de nuestras mentes. Podemos tirar todo el análisis, el pensamiento y el control por la ventana y estar en nuestros corazones ya que los dejamos solos para que nos guíen a donde queremos y necesitamos estar. Siempre ir con lo que se siente bien, incluso si no tiene sentido. Este es nuestro mejor navegador, y de esta forma nunca podemos estar mal.

Estas energías más elevadas se sienten increíblemente increíbles, si eligen aprovecharlas. He tenido muchos, muchos días en los que no puedo hacer nada más que sentarme o pararme ya que puedo sentirlas tan intensamente y literalmente no puedo hacer nada. Este estado de ser me hace llorar, ya que es todo lo que alguna vez he imaginado sentir o experimentar. Es abrumador e indescriptible… y hay mucho amor. Apenas puedo respirar.

Si elegimos bajar del helicóptero y entrar al mundo del escalón de avance para compartir nuestras vibraciones de gran compasión, alegría, amor y ser, podemos hacerlo, pero primero debemos consolidar estas formas, para que podamos encarnarlas completamente cuando “visitemos” el mundo del escalón de avance. De esta forma, nunca estaremos influenciados o bajaremos con la nave. Para residir y existir en estas realidades de vibración más bajas, absolutamente debemos saber cómo mantener nuestras vibraciones más elevadas para estas breves “visitas”. No podemos permitir “convertirnos” en lo que se está yendo. Debemos saber quiénes somos. Debemos “ser” los planos más elevados, cuando lo presentemos a los demás.

Y en los ahora planos más elevados, estamos aprendiendo una forma completamente nueva (u olvidada) de ser. Estamos aprendiendo a crear en la palma de nuestras manos. Estamos experimentando el tiempo no linear, en el que todo solamente parece que sucede a la vez, sin un orden en particular con ningún proceso en particular. Ahora estamos en la realidad de manifestación casi instantánea. Podemos acceder a los estados más elevados de ser y de sentir y de experimentar en el parpadear de un ojo.

Si las cosas parecen caóticas y confusas, sepan que todavía no hemos leído el manual del conductor para las formas de ser más elevadas. Están a nuestra disposición ahora. Necesitamos aprender a cómo navegar y crear dentro de ellas. Necesitamos recordar que lo decimos y deseamos se vuelve nuestra realidad… ya no importa tratar de encajar en una realidad pre-existente de un viejo mundo 3D en el que nos sentíamos sin poder. Esperen milagros. SEPAN.

Y si han estado “bastante despiertos” cuando están en la cama y generalmente durmiendo, sepan que es a causa de estas increíbles energías nuevas y más elevadas en las que estamos ahora. Ahora parecemos ser capaces de funcionar en una forma extraña, aunque necesitados de sueño, pero aún funcionando en algunos niveles y sobreviviendo a este proceso. Estas energías ahora se están vertiendo tan intensamente, que podemos sentirlas físicamente de muchas maneras, todo de acuerdo a cómo pueden estar conectados o de dónde puedan tener cualquier residuo de densidad o bloqueo.

Dormimos cuando nos estamos fusionando con una dimensión más elevada, y cuando llegamos, estamos “bastante despiertos” mientras nos convertimos y residimos en la nueva vibración.

Como las cosas pueden sentirse boca abajo y al revés, solamente es porque ahora finalmente estamos en las vibraciones del lado correcto, y las viejas realidades simplemente están tratando de ajustarse y alinearse.

Sí, estamos en extraños, tormentosos y lo que parecen ser tiempos impredecibles, pero puedo asegurarles que todo está en orden y estamos justo en el camino para este asombroso, increíble y único Cambio de las Eras.

http://www.caminosalser.com/107-nuevatierra/que-pasa-en-el-planeta-tierra-la-soledad/

3 comentarios en “¿Qué Pasa en el Planeta Tierra? – La Soledad

  1. !Escúchame!

    Quisiera tener un corredor eternamente oscuro y hueco
    donde pudiera sentir mis pasos al caminar
    donde pudiera decir adiós a la vida y volar

    Déjame tus lamentos para unirlos juntos al mismo tiempo hasta el fondo del abismo,
    aprovechando la ira

    deja esa puerta abierta que ya corro rápido hacia el olvido

    ya no hay musica en el mundo
    ya no existen risas ni alborozo
    solo estridencias de una amargura interna
    que desgarra

    Mírame en el espejo nudo de quebrantos
    silencioso quejido, sonrisas fingidas
    pesadas rocas

  2. La foto que encabeza el articulo define la soledad
    Decía Serrat, “que si te toca llorar es mejor frente al mar”
    Cuanta razón tenia, la mar es la compañera de la tristeza, algo ancestral nos invita a dirigir nuestra soledad hacia ella.
    Caminamos por su orilla arrastrando pensamientos de búsqueda, nostalgias de sal y viento, un reencuentro con nosotros mismos.

    “Y contare olas por ti”

    Y contare olas por ti
    ahora que escapan los pensamientos,
    ahora que mis ojos te regresan y mi corazón te late
    contare olas por ti.

    Cuantas veces te encontré en este mar
    –con sus olas tristes, con su viento ajado–
    así de fácil levante el mundo.

    Aquí, donde la mirada habita la distancia
    fabrique nuestro hogar
    Apoyado en la tormenta resucite tu nombre
    desde el acantilado.

    Pero tal vez el amor sea solo este lugar
    –con sus olas tristes, con su viento ajado–
    restos de naufragios, guardián de retornos,
    caracolas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.