“Reunión en Doha será inútil sin acuerdo por recorte en producción de crudo”

CARACAS (Sputnik) – La reunión de países exportadores de petróleo que se celebrará este domingo en Doha, Catar, no será de ninguna utilidad si no se alcanza un acuerdo para recortar la producción, dijo a Sputnik Nóvosti el asesor petrolero del Banco Central de Venezuela, Rafael Quiroz.

La reunión de Doha “no pasará de un saludo a la bandera si no se avanza hacia un recorte en la producción que incida en la sobreoferta global, que esta semana llegó a 2,9 millones de barriles diarios de petróleo”, aseguró Quiroz a esta agencia.

Este domingo Doha acogerá a socios de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y de fuera del bloque, como Rusia y Omán, para sellar un acuerdo de congelar la producción a los niveles del pasado enero, como un primer paso para estabilizar el mercado.

Sin embargo, “ya la producción de enero se situó en los máximos posibles, y entra nueva (producción) de la zona neutral entre Kuwait y Arabia Saudí, además de Irán, país que no quiere congelar la producción y sin el cual es difícil un acuerdo”, advirtió en conferencia de prensa Carlos Mendoza, docente de postgrado en hidrocarburos y exembajador venezolano en Rusia y Arabia Saudí.

Lea también: Arabia Saudí, el gran perdedor por la congelación de la extracción de crudo

Por su parte, el Ministerio de Petróleo de Venezuela apuntó en su informe de este viernes, 15 de abril, que los precios se recuperaron esta semana “en medio de las expectativas en torno a la reunión de Doha y los pronósticos de una menor producción de crudo en Estados Unidos”.

La cesta de 13 crudos de la OPEP subió cuatro dólares respecto a la semana anterior y promedió 37,83 dólares por barril (159 litros).

Ganancias similares registraron el West Texas Intermediate (WTI), crudo marcador estadounidense, que alcanzó 41,10 dólares, y el Brent, referente europeo, que llegó a 43,50 dólares.

Este viernes las cotizaciones caían y el WTI se vendía en Nueva York alrededor de 40,50 dólares, y el Brent en Londres a 43,40 dólares, dando cuenta de altibajos asociados en parte a las expectativas contradictorias acerca de lo que pueda deparar la reunión en la capital catarí.

El ministro petrolero venezolano, Eulogio del Pino, ha opinado que un acuerdo positivo puede elevar los precios 50 por ciento, pero el ministro ruso de Finanzas, Antón Siluánov, dijo a la televisora CNBC que su país no espera un alza tras el cónclave de este domingo.

“Quiero decir que no esperamos cambios del precio pese a las negociaciones con los países exportadores”, dijo Siluánov.

Si expertos como Mendoza y Quiroz descartan una mejoría en los precios a menos que se recorte la producción, el ministro saudí de Petróleo y Recursos Minerales, Alí al-Naimi, colocó una lápida sobre el asunto: “Olvídense de ese tema”, dijo cuando el periódico Al Hayat le preguntó por la posibilidad de que el país más potente de la OPEP recortase su producción.

Posible equilibrio

En su informe sobre la situación del mercado la OPEP indicó que la oferta global petrolera se situó en marzo en 95,68 millones de barriles diarios, frente a una demanda de 93,15 millones de unidades, lo que representa una sobreoferta de 2,53 millones barriles por día.

La Agencia Internacional de Energía, en tanto, dijo esta semana que “anticipamos un aumento sostenido de la demanda de petróleo y una caída de la oferta no-OPEP. Ese escenario toma cuerpo y el mercado parece estar acercándose al equilibrio en la segunda mitad de este año”.

La reunión del domingo fue precedida de un acuerdo de principio pactado en febrero por Arabia Saudí, Catar, Rusia y Venezuela, y de adoptarse un convenio en firme se lo acompañaría de un mecanismo de verificación.

Lea más en http://mundo.sputniknews.com/economia/20160416/1058766708/doha-reunion-crudo.html#ixzz460hzZr5N

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *