El expapa del Palmar huido con una novia confiesa 40 años de engaño

http://www.hispantv.com/

El que fue máximo dirigente de la escisión católica de El Palmar de Troya, en la provincia sureña española de Sevilla, admite que su iglesia ha sido una estafa desde su misma creación en 1974.

“Todo fue desde el principio, sobre todo, un montaje económico”, ha reconocido Sergio María Ginés Jesús Hernández, conocido hasta el pasado mes de abril como Gregorio XVIII por los seguidores de la Iglesia Cristiana Palmariana de los Carmelitas de la Santa Faz.

Hernández ha asegurado, en una entrevista con la televisión española Antena 3emitida este lunes, que él mantuvo su creencia en lo bien fundado de la organización hasta que realizó investigaciones, después de llegar al papado palmariano en julio de 2011.

Todo fue desde el principio, sobre todo, un montaje económico”, ha reconocido el expapa palmariano Gregorio XVIII, Sergio María Giner Jesús Hernández.

Lo que en un principio fue, por tanto, una organización con ánimo de lucro “derivó a un montaje por determinados miembros de la cúspide que había entonces, ya difuntos (…) para satisfacer todas sus necesidades (…) todas, incluso sexuales”, asevera el expapa.

Este aspecto era ya conocido desde hace años, después de que el fundador de la comunidad, Clemente Domínguez —de papa, Gregorio XVII— reconociese tiempo antes de fallecer, en 2005, haber acosado a monjas y obispos a los que tenía subordinados.

Ginés Jesús Hernández, junto a su novia Nieves Triviño, tras dimitir de su cargo como papa palmariano Gregorio XVIII.

“Ginés sabe que ha habido desfalcos fiscales y que ha sido una mafia que lavaba dinero. Es una buena oportunidad para que Hacienda investigue a fondo el Palmar de Troya”, ha sugerido este mismo lunes, en declaraciones al diario El País, un sacerdote identificado como “padre Dámaso”.

El expapa asegura por su parte retener en su poder documentos compremetedores para la Iglesia, que haría llegar a la justicia en caso de ser perseguido por vía procesal, publica el rotativo madrileño. Sus antiguos discípulos lo acusan de haber sustraído hasta dos millones de euros  y un vehículo todoterreno BMW X6, que él sostiene le fue donado.

Sergio María Ginés ha llenado los titulares de los medios de prensa españoles en las últimas semanas, tras conocerse que había abandonado la Iglesia palmariana para irse a vivir con su novia a la localidad granadina de Monachil (sureste). Su lugar ha sido ocupado por Joseph Odermatt, alias Eliseo María, que atiende al nombre papal de Pedro III.

mla/ctl/rba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *