El origen de la psicofonía

http://www.mundoparapsicologico.com/

Siempre que hablamos de Transcomunicación Instrumental, más concretamente del tema de las psicofonías, lo que más suele interesar es su origen. Desde tiempos remotos se ha venido teorizando mucho y aun cuando estamos algo lejos de desvelar este dilema, seguimos pensando acerca de ello con los resultados en la mano. El objetivo del presente artículo no desvelará en absoluto el origen de la psicofonía, pero si es posible que valga para que pensemos en ello, y pensar, como siempre, es una buena manera de investigar

Resulta complicado teorizar con los resultados de otros investigadores, sin embargo, su trabajo debe ser analizado y pormenorizado, pues puede añadir cuestiones, descartar otras, o simplemente hacernos pensar en aquello que se nos haya podido pasar por alto. El fenómeno psicofónico no cabe duda alguna que es un hecho real, y a pesar de que algunos intenten pasarlo como interferencias de emisiones de radio -cuestión que por otra parte también pasaré a analizar- resulta muy complicado que así sea: la posibilidad de emisiones de radio las descarto del todo o al menos en gran parte de los registros obtenidos.

No soy analizador de registros y solo en muy determinadas ocasiones analizo material que me llega de este tipo. El por qué es muy simple: la mayoría de quienes mandan alguna inclusión lo hacen únicamente con el fin de desprestigiar y engañar, por lo que me abstengo de perder el tiempo y tan solo analizo material cuando la procedencia me merece confianza.

Posibilidades en torno a un registro psicofónico

Ventriloquía inconsciente

Es una posibilidad que está totalmente descartada por mí y por otros tantos investigadores. Ya resulta complicado responderse a uno mismo, más aun resultará haciéndolo de forma con ventriloquía inconsciente, además, dejarían de ser psicofonías para pasar a ser una especie de voces directas ya quela ventriloquía se escucha en el momento, lo único es que no se aprecia es la articulación de los labios. Este tema fue analizado en uno de sus libros, por el profesor Sinesio Darnell, pionero en España en tema psicofónico.

La mente

Es una posibilidad a tener en cuenta, sin embargo, la actividad eléctrica y magnética de nuestro cerebro no es suficiente para interferir en los circuitos electrónicos de una grabadora de audio. De ser el origen de la psicofonía nuestra mente, esta debería emitir alguna frecuencia, tan alta o tan baja, para la cual aún no disponemos de tecnología suficiente para captarla. Quienes alardean de “cientifistas” siempre ponen como origen seguro nuestra mente, para ello alegan lo recurrente de lo poco conocido de nuestro cerebro, y desde luego es así. No obstante, que ante una pregunta formulada por nosotros mismos, nuestra propia mente responda usando unas emisiones “desconocidas” perfectamente capaces de sintonizar un equipo de grabación resulta altamente improbable, por no decir imposible, además con la dificultad añadida que no todos los equipos usan el mismo sistema de grabación, por el contrario, hay de muy diferentes, por citar algunos ejemplos: los antiguos magnetófonos de bobina abierta o los conocidos K7 podrían llegar a ser propensos a interferencias electromagnéticas, así como el mini disc o soportes digitales de grabación como la DCC o Dat también tenían muy presente el tema magnético durante la grabación. No sucede lo mismo con las más modernas grabadoras de soporte de tarjeta, donde el electromagnetismo ya no está tan presente, y aun así en todos los soportes se han registrado inclusiones psicofónicas. Parece como si el origen o la causa se adaptase a nuestra tecnología.

Aceptar que las psicofonías son fruto y origen de nuestra mente incorpora grandes problemas, por ejemplo, se cree que los poltergeist son manifestaciones paranormales producidas por un ser humano vivo bajo determinadas situaciones como puede ser un fuerte stress, pero los poltergeist son emanaciones bruscas y descontroladas de energía y en ningún caso se produce una manifestación de un bolígrafo escribiendo, sino objetos que se mueven, rotura de cristales u otra manifestación sin seguir patrón alguno y de forma descontrolada.

Los fallecidos

En realidad la prueba de más peso para aceptar esta teoría son los propios mensajes psicofónicos. Muchos de ellos nos hablan del más allá de la muerte, de otro plano de existencia, de la morada del alma y de cómo es ese lugar. Por citar tan solo un ejemplo, el investigador italiano Marcello Bacchi obtuvo un mensaje psicofónico que decía: “La Morte es un passaggio” (La muerte es un pasaje).

Dando sentido a que hay algo más después de la muerte y que esta tan solo es una transformación,respuestas psicofónicas similares hay a centenares e insisten mucho en dar un mensaje mesiánico y de esperanza, pero realmente los mensajes psicofónicos, pese a que a mí mismo me gustaría que fuese de otra manera, no son pruebas contundentes, puesto que las psicofonías también mienten y en ocasiones se burlan.

Somos muchos quienes creemos en la trascendencia de nuestra alma, o por llamarla de otra manera, en la supervivencia de nuestra consciencia. Por sí solas las psicofonías no tienen un excesivo peso, pero el tema cambia cuando se tienen en cuenta las experiencias cercanas a la muerte, las revelaciones psicofónicas relacionadas con fallecidos y parientes, las voces que algunos han identificado con seres cercanos o familiares fallecidos, las pruebas comparativas de voces en vida y voces psicofónicas y toda una serie de fenómenos paranormales. Es lógico que quienes alardean de cientifistas les incomode esta teoría, sin embargo la física cuántica abre un inmenso abanico de posibilidades al respecto de esta posibilidad. Así, por ejemplo, la física cuántica nos dice que dos partículas de una misma esencia, de un mismo origen, podrían transmitirse información a distancia y sin tener en cuenta esta. Así,es posible, en teoría cuántica, que una partícula de consciencia humana pueda comunicarse con otra de la misma esencia aun cuando el cuerpo físico haya desaparecido por la muerte.

origen_fallecidos

Interferencias radiofónicas

Sin duda un tema interesante y también muy recurrido por quienes desean aparentar cientifismo. Desde luego una psicofonía en esencia es una interferencia, puesto que cuando se graba el silencio tan solo debería quedar registrado el silencio en la grabación, pero cuando aparece una psicofonía, esta interfiere en la grabación, Otra cosa muy distinta es que se trate de captaciones de emisiones de radio. Las probabilidades de captar una voz que diga algo coherente a una pregunta realizada por el experimentador o que se grabe algo que tenga que ver con la conversación o con temas expuestos es ínfima, y para darnos cuenta de ello basta con aplicar la estadística. Además, durante las experiencias psicofónicas nunca se han grabado anuncios publicitarios, tan comunes en emisiones de radio, o música de hoy en día, o heavy metal, etc… -Sí que se han grabado paramelodemas, grabaciones paranormales de música, casi siempre clásica o de coros-.

Desde luego es una de las teorías que cada vez tiene menos peso, y para refutarla lo mejor es experimentar y analizar los resultados.

Voces adimensionales

Una de las teorías que a mí juicio tiene mayor peso, y es que la posibilidad de que existan otras dimensiones ya es un hecho calculado matemáticamente y la misma ciencia ya nos habla de agujeros de gusano y de aperturas espacio temporales. Es muy probable que exista conciencia en otras dimensiones, una vida quizá muy diferente o quizá muy similar a la nuestra en diferentes vibraciones,un tema que tan solo unos años atrás era como hablar de superchería o credulidad.

Don Sinesio Darnell obtuvo un resultado psicofónico que, ante la pregunta sobre el origen de estas voces, la causa contestaba “Adimensional, es adimensional”:

Es probable que, bajo determinadas circunstancias, dos realidades puedan llegar a conectar, a intercambiar información mediante la palabra y la respuesta psicofónica. Para ello es de vital importancia la mente del investigador, su predisposición y su intencionalidad. En función de estos factores las respuestas psicofónicas varían en gran medida, es, por decirlo de alguna forma, como sintonizar el dial de una radio.

Voces y sonidos atrapados en el Tiempo

En realidad el sonido no existe, lo que existen son vibraciones del aire que se transmiten mediante este. El sonido puede rebotar en paredes y objetos, pero va perdiendo intensidad hasta extinguirse. Sin embargo, el sonido no deja de ser una energía, y más aún mezclada con la intencionalidad del investigador o experimentador. Es posible que esta energía impregne el lugar, quede atrapada de algún modo desconocido e impregne los lugares, después una mente y unas circunstancias desconocidas podrían desencadenar en la grabación de algunos de estos sonidos o voces. Esta posibilidad tan solo sería válida para los registros que se obtienen, digamos casuales, sin formular pregunta alguna, o esos otros sonidos que nos recuerdan a episodios pasados de nuestra historia, como bien han sidola captación de sonidos de aviones y equipo de guerra, el caer de bombas, lamentos, risas, etc…, se tratarían como especies de sonidos espectrales que no interactúan con el experimentador ni con las personas presentes durante la experiencia.

Conclusión

Hay quienes aseguran que poco o nada se está avanzando en la investigación psicofónica, sin embargo,soy de los que creen que sí hemos avanzado y aun en cuanto a respuestas estemos prácticamente como al principio, lo cierto es que ahora podemos realizar análisis de sonido más minuciosos. Personas de ciencia se interesan por el fenómeno y aportan como mínimo sus puntos de vista. También la física cuántica abre posibilidades al fenómeno insospechadas hace tan solo unos pocos años atrás. Quizá no obtenemos las respuestas adecuadas porque para ello es necesario formular las preguntas correctas.

Tal vez haya a quien en realidad no le interese descubrir nada acerca de este fenómeno para mantenerse en un “estatus” social de investigador en psicofonías y que piense que lo mejor es ser un coleccionista, captar y captar más registros para mostrarlos al público sin demasiados análisis. Por suerte hay quienes se desvinculan del egocentrismo para analizar un fenómeno que va más allá de un origen y que presenta numerosos inconvenientes a la hora de teorizar sobre él. 

Hoy se aplica la estadística y cada inclusión psicofónica debe ser minuciosamente analizada teniendo en cuenta el mensaje, pero sobre todo las condiciones externas, la intencionalidad, la sugestión, el estado anímico y teniendo muy en cuenta los resultados en función del tono y timbre de las diferentes voces que se nos manifiestan en las grabaciones.

Hay ocasiones en que en muy diversos lugares aparecen voces muy similares, pero desde luego no sabemos si en esa dimensión paralela, si en ese otro universo o plano de existencia las cosas son como en el nuestro, pues probablemente sean parecidas, pero no necesariamente el origen se mueva en tres dimensiones como nosotros y menos aún en una cuarta reservada al tiempo. Sea como sea, lo importante es seguir adelante, compartir experiencias y teorizar sobre el que para mí es el fenómeno paranormal más directo y más emocionante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *