Las comidas contra Pedro Sánchez en el Amazónico, el restaurante de los famosos

 

José Bono y Emiliano García-Page (izquierda) y Zapatero y José Bono (derecha) en Amazónico (Fotos cedidas por Esdiario.es)
José Bono y Emiliano García-Page (izquierda) y Zapatero y José Bono (derecha)

Las especulaciones alrededor de las conversaciones que se mantienen en las mismas han cabreado a más de un dirigente, como es el caso del forense extremeño Fernández Vara, que no dudó en desmentir públicamente su asistencia a una de ellas.

Seguir

Guillermo Fdez Vara

@GFVara

La noticia sobre una comida a la que he asistido con otros presidentes y ex presidentes en Madrid es falsa.

Otro de los habituales a este local, regentado por Sandro Silva y Marta Seco, esFelipe González, que suele acudir en familia. Los hijos de José Bono, Ana y José, que han manifestado públicamente que son votantes de Ciudadanos y desaprueban la gestión de Sánchez, también son asiduos del Amazónico, donde reservar mesa asegura, además de un festival gastronómico con tintes tropicales, convivir con la ‘jet set’ política, intelectual y financiera patria en pleno.

Zapatero, Bono, Page y Vara: la comida de la conspiración contra Pedro Sánchez

Un periodico tiene en exclusiva las fotos de una reunión de notables socialistas para abordar la deriva de su partido tras el “no” de su secretario general a favorecer la formación de Gobierno.

José Luis Rodríguez Zapatero, Pepe Bono, Guillermo Fernández Vara,Emiliano García-Page y otros siete influyentes cargos socialistas se dieron cita en un conocido restaurante del selecto barrio de Salamanca de Madrid para mantener un encuentro “de corte” político y abordar los últimos acontecimientos tras la primera fallida investidura en el Congreso de Mariano Rajoy, según ha podido saber en exclusiva ESdiario.

Aunque al menos de momento no ha trascendido el trasfondo de las conversaciones allí mantenidas con mesa y mantel por medio, lo cierto es que la reunión de “notables” tiene el denominador común de que, en mayor o menor grado, todos ellos se han postulado públicamente en favor de abrir un debate en el PSOE que pueda terminar en la abstención de los diputados de su partido que facilite la formación de un Gobierno para poner fin así al largo periodo de interinidad que está perjudicando los intereses y dañando la imagen de España. Todos ellos son también conocidos “críticos” con la figura de Pedro Sánchez.

El ex presidente del Gobierno, el ex presidente manchego, los actuales presidentes de Castilla-La Mancha o el de la Junta de Extremadura; fueron llegando al restaurante por separado y con sus respectivos coches oficiales, situación que suscitó la curiosidad de los vecinos y comensales en un primer momento y posteriormente la queja, ya que el despliegue de vehículos de la “oficiosa” delegación socialista provocó un auténtico colapso circulatorio de la calle, como podemos ver en la imagen inferior.

El almuerzo, de aproximadamente dos horas de duración, se produjo en un contexto en el que ya se había confirmado el “no” de Pedro Sánchez a Rajoy y planea entonces en el horizonte el panorama de unas terceras elecciones, algo que no desea gran parte de los barones socialistas y la totalidad de los comensales de esa “comida de la conspiración”. Según ha podido saber ESdiario, la cita se había programado horas antes del tercer día del Pleno de investidura y las intervenciones giraron en torno a la obcecación de Sánchez en su “no es no”, el secuestro al que ha sometido la democracia en el partido hurtando el debate interno y las posibles consecuencias negativas que puedan derivarse para el PSOE de esta posición ampliamente percibida por la opinión pública de bloqueo institucional.

Del mismo modo, algunas fuentes consultadas por ESdiario, no descartan la posibilidad de que en el almuerzo se hablase de hacer una “última intentona” por parte de los asistentes esa misma tarde para forzar una rectificación del secretario general del PSOE para cambiar así el sentido del voto, del no a la abstención. Pero, indudablemente, los comensales lo que abordaron fueron los pasos que algunos barones iban a dar desde el “día después” a la no investidura de Mariano Rajoy y las posibles consecuencias que esa postura tendría de cara al largo camino que todavía queda por recorrer en la política nacional y también en las importantes citas electorales del 25 de septiembre en Galicia y en el País Vasco.

Se da además la circunstancia de que el ex presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, no se quiso perder la cita pese a haber aterrizado pocas horas antes en Madrid tras su fugaz viaje a Venezuela, país que abandonó poco antes de la gran marcha contra el Gobierno de Nicolás Maduro el pasado 31 de agosto.

Precisamente este sábado el ex presidente Zapatero ha participado en un acto en Valencia, junto a Ximo Puig, en el que ha remarcado que unas terceras elecciones sería “un serio fracaso” y un hecho “muy grave” para el sistema democrático institucional de España por lo que ha pedido “responsabilidad” a los partidos políticos para llegar a acuerdos porque ha subrayado que “pactar no es traicionar”, lanzando de esa manera un recado directo al líder del PSOEPedro Sánchez. El ex líder socialista ha incidido en su mensaje a Sánchezrecalcando que los ciudadanos han votado dos veces, han decidido y han dicho algo bien claro y es que hay que llegar a acuerdos y quizás sea un buen momento para recordar que pactar no es traicionar, es más, forma parte del mejor ADN de los partidos políticos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *