Nicaragua: “Sociedad Civil” se adelantó a partidos políticos

http://www.nicaleaks.com/noticias/item/4358-%E2%80%9Csociedad-civil%E2%80%9D-se-adelanto-a-partidos-politicos

El Movimiento Autónomo de Mujeres, MAM, encabezado por Sofía Montenegro y Azhalea Solis, socias de Carlos Fernando Chamorro Barrios, vienen ejecutando una campaña política para las actuales elecciones desde el 2014, estrategia opositora dirigida al convencimiento del 52 por ciento de la población, es decir a las mujeres nicaragüenses.
Estas señoras, que reciben bondadosos financiamiento del exterior, especialmente de los organismos norteamericanos como el Instituto Nacional Demócrata, NED, y el Instituto Republicano, IRI, se dedican a tiempo completo a la politiquería, porque de esa manera resuelven sus necesidades económicas… y un poquito más.
 En concreto, esa campaña es financiada por Oxfam.
Es tal la arrogancia de éstas señoras que miran con desdén a los partidos políticos de oposición y no ocultan el desprecio hacia sus dirigentes.
La estrategia de campaña política y electoral se viene ejecutando a través de diversos medios de comunicación, con especial énfasis en las radios departamentales, pero en Managua priorizan los medios Esta Noche, Esta Semana y Confidencial, propiedad de Chamorro Barrios.
Les mostramos uno de los documentos elaborados por el MAM.
Diseño Campaña de Comunicación
Ciudadanía para las mujeres
MAM-Colectivo Itzá-Intermon Oxfam
Managua, Nicaragua
Marzo 2013
 
Briefing
Marco de creación
El colectivo de Mujeres Itzá en coordinación con el Movimiento Autónomo de Mujeres (MAM) ejecuta el proyecto “Mujeres Nicaragüenses fortalecidas para el ejercicio de su ciudadanía” en consorcio con Intermón Oxfam, el Movimiento María Elena Cuadra, FUNDEMUNI y Voces Caribeñas a través de URACCAN.
Su principal objetivo está encaminado a contribuir al ejercicio de la ciudadanía plena por parte de las mujeres nicaragüenses mediante la promoción del empoderamiento político y económico a partir del conocimiento y experiencias previas desarrolladas, y la articulación de sinergias que contribuyan a multiplicar su potencial impacto.
Como objetivo específico se prevé que las mujeres nicaragüenses organizadas construyen ciudadanía y exigen sus derechos, de lo local a lo nacional, para ello se han definido tres resultados estratégicos:
Se ha fortalecido la participación ciudadana de las mujeres organizadas desde su diversidad en lo local, regional y nacional en 6 departamentos y 2 regiones autónomas del país.
Se ha promovido la autonomía económica de las mujeres organizadas desde su diversidad en 7 departamentos del país.
Fortalecidas las capacidades de las organizaciones del convenio para la incidencia y articulación del Movimiento Amplio de Mujeres.
Entre las acciones previstas para el alcance del tercer resultado se ha planificado la realización de una campaña de sensibilización sobre los derechos de las mujeres conforme diversidad étnica, cultural y lingüística.
 La campaña tiene alcance nacional, con una duración de dos años (2012-2014) y forma parte de una estrategia política del MAM que se basa en tres ejes fundamentales: formación, investigación y comunicación.
Esta estrategia está dirigida a ampliar la base del movimiento y su capacidad de movilización en defensa de los derechos civiles y políticos de las mujeres, de cara al proceso de desmantelamiento del estado de Derecho e involución autoritaria que vive el país desde el 2007 con el ascenso al poder del régimen de Daniel Ortega.
2. El contexto
La re-elección de Ortega en el 2011 con un alegado 62% de votos, a pesar de denuncias de un fraude masivo en las urnas, otorga a su gobierno un enorme poder sin ningún contrabalance, más aún con la consumación de la usurpación de los poderes locales tras las irregularidades de las elecciones municipales de 2012.
El espectro partidario del país ha quedado sumamente reducido desde las últimas elecciones presidenciales y municipales.
 En el parlamento hay una representación partidaria de oposición agrupada en la Bancada de Unidad Democrática, pero su peso dentro de la Asamblea Nacional no le permite hacer una labor de contrapeso a las decisiones de la bancada oficialista.
El proyecto del gobierno de acaparar el poder y el control total de todas las instituciones es una gran amenaza a los derechos democráticos en el país.
En el presente régimen político, el periodismo independiente, así como la labor de organizaciones de la sociedad civil, es continuamente minada por el gobierno, por las tendencias totalitarias contra su libre ejercicio.
El cierre de los espacios legales e instituciones de participación así como la imposición de una estructura paralela (Consejos de Poder Ciudadano o de la Familia) que excluyen a organizaciones civiles no afiliadas, ha privado a la sociedad civil y a los actores de voz y demanda, al tiempo que se incrementan toda suerte de obstáculos para asociarse y recibir apoyo de la cooperación internacional.
Derechos humanos tales como la libertad de expresión, de asociación y movilización han pasado a ser considerados “delitos políticos”.
Esta situación afecta particularmente a las mujeres habida cuenta que la agenda de género impulsada por el gobierno en sus dos periodos ha sido el desmantelamiento de los derechos de las mujeres, marcados primero por la abolición del aborto terapéutico y el restablecimiento de facto de un estado confesional y conservador en relación a los derechos sexuales y reproductivos.
 Si bien los movimientos de mujeres resisten la política de doble moral del gobierno y se ha avanzado en la aprobación de una Ley Integral contra la Violencia hacia las Mujeres, el aborto continúa penalizado y prevalecen altos índices de muerte de mujeres relacionadas con embarazos no deseados. De otra parte, el feminicidio y el abuso sexual son delitos que van en aumento.
 A esto se agrega la aprobación de un Código de Familia, de carácter tradicional y excluyente.
3. El problema y el objetivo
En este marco de cosas, para el movimiento de mujeres es vital la búsqueda de una apertura democrática y de una salida pacífica, cívica y democrática del régimen de facto que se ha venido imponiendo y organizar la movilización de las mujeres de cara al próximo proceso electoral previsto para el 2016.
Ese será un año de un proceso electoral múltiple (presidenciales, legislativas, judiciales y de las regiones autónomas) en el cual la ciudadanía debe actuar con antelación para modificar las reglas de participación imperantes para abrir el espacio político en el país.
En Nicaragua el 52% de la población son mujeres, entre los 15 y 35 años de edad, lo que representa una mayoría demográfica, pero una minoría en el acceso a la participación y a la representación.
Una pretendida política oficial de paridad, manipula la representación de las mujeres al crear una falsa equidad en el acceso a cargos públicos, por cuanto las mujeres designadas carecen de autonomía para la toma de decisiones, vocería o iniciativa propia y desconocen las demandas provenientes de las organizaciones civiles y movimientos de mujeres.
El Movimiento Autónomo de Mujeres sostiene que a fin de defender y expandir los derechos de las mujeres, es condición necesaria la existencia del propio movimiento, pero no suficiente.
 Se requiere el ascenso al poder de una fuerza política democrática y progresista, para modificar el régimen de género y el establecimiento de nuevas políticas públicas que combatan la exclusión y la desigualdad, así como la existencia de una sociedad civil organizada y beligerante con la cual establecer alianzas
El MAM concuerda y reconoce como válido el II Informe sobre Democracia en América Latina. Nuestra democracia (PNUD-OEA, 2010) que señala que “la democracia en América Latina ha vivido el periodo más prolongado de regímenes democráticos y designación de autoridades mediante elecciones.
Pero hay un problema de calidad de nuestras democracias. Pese a los avances en la pos-transición democrática, se observa frustración ciudadana ante la desigualdad en la distribución de la riqueza y en el ejercicio del poder, ante la débil participación popular en los asuntos públicos, la corrupción pública y privada, la inseguridad ciudadana y la debilidad estatal, entre otros aspectos.
 La región se encuentra en una encrucijada: debe dar un salto cualitativo de mejoras adicionales y de mayor ciudadanía, o de lo contrario, se ahondarán los déficits democráticos actuales.”
 Plantea por ello la necesidad de impulsar una cuarta ola de democratización para mejorar la capacidad del Estado, fortalecer el Estado de derecho, expandir la ciudadanía y disminuir la desigualdad, así como para combatir la informalidad y la corrupción construyendo institucionalidad.
4. El enfoque sobre el tema
El enunciado sobre la democracia para la región va más allá del mínimo común denominador, puesto que el informe reconoce que si bien la democracia tiene como punto de partida la legitimidad popular surgida de procesos electorales transparentes, regulares y limpios, es más que las elecciones: es una forma de organizar el poder para ampliar la ciudadanía en sus tres dimensiones: política, civil y social, y evitar o limitar la dominación de unos individuos o grupos sobre los demás.
Parte así de una concepción de la democracia definida no sólo por el origen del poder en la soberanía popular (estructura/polity), sino también por su ejercicio a través de las instituciones republicanas de gobierno y normado en el Estado democrático de derecho (proceso/politics) y por su finalidad, que es la de garantizar, materializar y extender los derechos ciudadanos en las tres esferas básicas de la ciudadanía (resultado/policy).
El concepto de ciudadanía es la herramienta que vincula las formas de la política y sus resultados.
 Se parte de la división de derechos en tres conjuntos que componen la ciudadanía, propuestos originalmente por Thomas H. Marshall (sin desconocer otras generaciones de derechos):
Ciudadanía civil. 
Se compone de los derechos para la libertad individual: libertad de expresión, pensamiento y religión, derecho a la justicia y derecho a la propiedad y a establecer contratos válidos.
Ciudadanía política. en el derecho a participar en el ejercicio del poder político como miembro de un cuerpo investido de autoridad política o como elector de sus miembros.
Ciudadanía social. Abarca todo el espectro, desde el derecho a un mínimo de bienestar económico hasta el de compartir plenamente la herencia social y vivir conforme a los estándares predominantes en la sociedad.
En los textos de derechos reconocidos por las Naciones Unidas, estos son denominados“económicos, sociales y culturales”, e incluyen, por lo tanto, el derecho de los pueblos indígenas a sus prácticas y expresiones culturales
El análisis de la realidad latinoamericana indica según el informe, que no es sostenible con el tiempo una democracia que es deficitaria en la creación de ciudadanía y en su capacidad para difundirla al conjunto de la población, subrayando que ante la falta de respuestas se corre el riesgo de ingresar en una senda donde las mayorías dejan de apoyar el sistema democrático, se desvanece la legitimidad y, a la larga, se pierde la sostenibilidad. Si esa falta de apoyo intentara compensarse con beneficios a sectores minoritarios, el sistema podría ser gobernable pero dejaría de ser una democracia.
El informe sostiene la tesis de que la democracia es sostenible cuando las mayorías también alcanzan niveles de bienestar correspondientes a la etapa de desarrollo que tiene la sociedad en la que viven y, en consecuencia, cuando la calidad de la democracia renueva la legitimidad.
 La legitimidad es apoyo social mayoritario, es estabilidad, es el poder de la democracia para expandir los derechos ciudadanos y, a través del bienestar ciudadano, lograr por lo tanto más legitimidad e ingresar así en un círculo virtuoso.
 La difusión de ciudadanía al mayor número de habitantes —el bienestar ciudadano— se convierte en condición de sostenibilidad.
Se argumenta por tanto, que la democracia implica no sólo el método de elegir, sino una garantía para que las libertades y todos los derechos vinculados a ellas sean efectivamente ejercidos en una sociedad.
 La creación de ciudadanía es también creación de libertades.
 Otorga a los ciudadanos el ejercicio de los derechos que permiten que la libertad sea realmente practicada: el derecho a elegir, a vivir, a la seguridad, a no ser perseguido, a la educación, a un salario decente, a la salud, al amparo social.
Por tanto, la democracia involucra mucho más que la elección libre y transparente de los gobernantes.
5. El marco de la propuesta del MAM
El Movimiento Autónomo de Mujeres reivindica la democracia como sistema político y como cultura de vida.
 Dentro de la tradición del feminismo por la igualdad, sostiene que una sociedad igualitaria en lo político-social y equitativa en lo económico, sólo es realizable si se cumple el principio de la libertad y la igualdad genérica para hombres y mujeres.
Estima que no hay democracia política legítima que excluya a la mitad de la población, por lo que asume la lucha por la paridad como un proceso estratégico contra el monopolio masculino del poder.
En relación a la ciudadanía de las mujeres asume el postulado establecido en la Declaración de la Convención Feminista (Managua, 2002) que: “Sin equidad, no existe justicia para toda la población de Nicaragua.
Sin participación de las mujeres en la toma de decisiones sobre el destino de la nación no hay democracia. Sin una ética de respeto a la ley y la institucionalidad y mientras nuestro país continúe sumergido en la pobreza, no hay ciudadanía ni desarrollo posible.”
Estos postulados están en concordancia con los principios de la Constitución de Nicaragua establecidos en los artículos 4, 5, 27, 47, 48, 52 y 53 de la Carta Magna, relativos a la libertad, la justicia, el pluralismo, la igualdad ante la ley, la no discriminación, el goce de los derechos políticos, la participación efectiva, el derecho de petición y denuncia, de reunión y manifestación.
 Así mismo con las convenciones y tratados internacionales, tales como el artículo 4 de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Belem do Pará) y los artículos 3 y 7 de la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (CEDAW por sus siglas en inglés) que llama a los Estados partes a tomar las medidas apropiadas para eliminar la discriminación de la mujer y los obstáculos a su participación en el ámbito público.
Así mismo, tiene como referentes las investigaciones realizadas sobre la historia, desarrollo y evolución del movimiento de mujeres en Nicaragua y el análisis de las campañas de comunicación nacionales realizadas por las organizaciones de mujeres sobre distintos temas en las últimas dos décadas.
Tiene como antecedente inmediato la campaña ejecutada por el MAM en el 2011 de promoción y defensa de los derechos de ciudadanía.
Además de la revisión documental se realizaron entrevistas a personas claves de la organización y líderes del movimiento con experiencia en comunicación y ejecución de campañas y un grupo focal, para la selección de la idea central, las principales acciones y materiales comunicacionales a elaborar.
Se ratificó que el objetivo de una democracia es la construcción de ciudadanía y que la prioridad del MAM es la búsqueda del establecimiento de una democracia con la participación de las mujeres y el fortalecimiento del ejercicio de su ciudadanía.
De los tres indicadores de democracia y ciudadanía, se escogieron las variables y componentes más básicos e importantes para la vida de las mujeres, relativos a la seguridad, el empleo y la participación, movilización y el derecho a decidir sobre la propia vida.
Indicadores de ciudadanía
Institucionalidad democrática y Estado de Derecho
Acceso a los cargos públicos – Representación de mujeres
Ejercicio de los derechos humanos y ciudadanos
Libertades básicas e igualdad legal – Garantía de libertades básicas y protección contra la discriminación
Derechos y libertades fundamentales – Derecho a la vida a la integridad física y a la seguridad de las mujeres
Sociedad civil y participación política – Derecho de organización, movilización e incidencia
Ciudadanía social: equidad, igualdad bienestar – Derechos sociales básicos – Empleo.
El papel del movimiento es, junto con el resto de la sociedad civil, contribuir a regenerar las organizaciones políticas nacionales que permitan la reconstrucción de la estructura política democrática.
 Se propone posicionar el discurso de la democracia en la vida de las mujeres y su toma de conciencia sobre su vínculo con la vida cotidiana, promover el desarrollo de liderazgos y acciones para su movilización y participación.
La propuesta contempla dos años de campaña comunicacional, que estará ligada al programa de formación feminista, la estrategia jurídica y el plan de investigación que desarrolla el movimiento, a fin de que los distintos componentes del trabajo del movimiento sean coherentes y se refuercen mutuamente.
Planificación de la campaña
1. Objetivos
Objetivo General:
Concienciar a la sociedad y en especial a las mujeres sobre la importancia de la democracia para el ejercicio de los derechos humanos y ciudadanos en el desarrollo personal, familiar, social y colectivo.
Objetivos específicos:
Promover la democracia como condición para la realización de los derechos de las mujeres sobre la base de la igualdad legal, el derecho a la vida a la integridad física y a la seguridad misma de las mujeres.
Fomentar conductas que orienten el ejercicio y demanda de garantías de libertades básicas y protección contra la discriminación en el diario vivir de las mujeres.
Estimular la participación ciudadana e incidencia política de las mujeres desde la perspectiva de la inclusión de valores democráticos enfocados en el derecho a la organización y la movilización de sus demandas en el campo del acceso a la justicia, la educación, la libertad y el trabajo.
Construir espacios de articulación, diálogo y acción política encaminados a crear condiciones que propongan alternativas viables a los principales problemas que genera el actual sistema político al ejercicio y garantía de los derechos civiles, políticos y sociales de las mujeres en el país.
2. Enfoque de la campaña
Dado que el objetivo central de la campaña es concienciar a la sociedad y en especial a las mujeres sobre la importancia de la democracia para el ejercicio de sus derechos humanos y ciudadanos, el proceso de cambio que esperamos impulsar está orientado a la construcción de nuevos paradigmas que sobre la base de la democracia, sus valores y principios fundamentales, puedan construir un estado de opinión que asuma no solo el discurso de la democracia, sino que vivencialmente se tenga como referente para sustentar la acción política tanto en el ejercicio de la democracia, su defensa y preservación.
3. Audiencia
Mujeres jóvenes del sector urbano y periurbano con educación media hacia un nivel educativo universitario (+).
Mujeres y colectivos organizadas que estén promoviendo acciones en el ejercicio y defensa de su ciudadanía.
Sociedad en general.
Desde la Coordinación Política del Movimiento Autónomo de Mujeres se considera altamente oportuno dirigir las acciones de la campaña para estimular la movilización, el debate y la prospección de oportunidades para la salida ante el panorama electoral del 2016, sin detrimento del establecimiento de una campaña permanente de mediano-largo plazo por la promoción y difusión de los derechos de ciudadanía de las mujeres.
4. Cobertura geográfica
Principales zonas urbanas y periurbanas (Pacífico, centro, RAAN y RAAS).
La campaña es de carácter nacional enfocada principalmente en las zonas urbanas y periurbanas. Bajo esta lógica se pretende diseminar el mensaje y los objetivos de la campaña en las zonas donde la comunicación y el uso de lenguajes y códigos son altamente rentables (comunicacionalmente hablando) y capaz de difundirse por réplica.
El aspecto étnico lingüístico será valorado a la hora de producir las piezas e implementar los métodos de difusión.
5. Temas de la campaña
Derechos sociales:
Acceso al empleo digno.
Ejercicio de los derechos humanos y ciudadanos:
Libertades básicas e igualdad legal: Garantía de libertades básicas y protección contra la discriminación.
Derechos y libertades fundamentales: Derecho a la vida, a la integridad física y a la seguridad de las mujeres.
Sociedad civil y participación política: Derecho a organización, movilización e incidencia.
Ciudadanía social: equidad, igualdad, bienestar:
Derechos sociales básicos: empleo
Los temas de la campaña se basan en los indicadores de la democracia y ciudadanía, acordados por la coordinadora política del MAM y cuyo marco de referencia ha sido expuesto en el capítulo anterior.
6 Propuesta de caja de mensajes
(Las propuestas de mensajes se enfocan en una comunicación directa entre pares, a fin de generar empatías y conexiones desde los emisores hacia los receptores)
Mujer, La democracia es un derecho de todas.
Mujer, una vida digna es una vida sin violencia.
Mujer, una vida digna es una vida segura. Donde se me respeta por ser ciudadana.
Las mujeres tenemos derecho a vivir, y a vivir bien. Sin violencia, en un país seguro, con libertad, respeto y empleo digno.
Soy mujer y tengo derecho a expresarme, organizarme y exigir que se cumplan mis derechos.
Somos iguales, somos diferentes. Mis derechos se respetan, mis derechos se cumplen.
7. Fases de la campaña
Primera fase: divulgación, posicionamiento de derechos.
En esta etapa se realizaran capacitaciones y acciones que promuevan la conciencia democrática en la vida cotidiana de las mujeres.
Se abordaran las tres dimensiones de la ciudadanía y su importancia para la defensa de los derechos civiles (seguridad), políticos (participación, movilización y debate) y sociales (empleo). Se promoverá la información acerca de la ciudadanía de las mujeres.
 Se proyectan ante espacios locales y nacionales la defensa de nuestra ciudadanía.
Segunda fase participación, movilización, demanda de acciones.
Se promoverán acciones para generar la discusión, el debate, la participación en movilizaciones, plantones y la mesa de diálogo, para demandar la apertura democrática y la participación de las mujeres de cara a las múltiples elecciones del 2016.
Resultados esperados
Visión claramente precisada sobre dimensión de la democracia. Posicionamiento del discurso de la democracia en la vida de las mujeres.
Construidos espacios de articulación de alternativas políticas a nivel nacional.
Contra discurso sobre las políticas y comunicación política del gobierno. Se evidencia por contraste de lo que está sucediendo en el país y se denuncia al Estado ante la eliminación de los derechos.
Creadas las mesas de diálogo para propiciar alternativas que den una salida pacífica y un futuro electoral al país.
Retroalimentadas la campaña de comunicación, el plan de formación y las investigaciones sobre participación de la ciudadanía en el Movimiento Autónomo de Mujeres.
Se promueve la presencia de las mujeres en el espacio público.
Mujeres participan, se movilizan y debaten sobre la democracia como precondición para los derechos civiles, políticos y sociales.
Comportamientos a transformar
Las organizaciones promueven la movilización por la exigencia del respeto y garantías de los derechos de ciudadanía, especialmente el de las mujeres.
La sociedad asume la inclusión de las mujeres bajo una perspectiva de igualdad real y equidad como meta social.
Se cuenta con el liderazgo de mujeres beligerantes mucho más claros, autónomos y democráticos.
Las mujeres se apropian de sus derechos, fijan sus identidades asumidas con los valores que promueve el movimiento de mujeres en el país.
8 Actividades de la campaña
La campaña contempla la realización de actividades de comunicación directa (en el recuadro) como de comunicación indirecta (medios de comunicación y espacio virtuales), para disponer de una plataforma de difusión de todos los contenidos, mensajes y actividades desde las distintas herramientas dispuestas para esta campaña.
Actividades de la 1era Fase
Información y Divulgación
Talleres de formación de promotoras, educación en la expresión oral y escrita.
Canciones con artistas nicaragüenses.
Envío de mensajes de texto por celular cuyo contenido sea cívico, político y social.
Cine fórum.
Mesas redondas.
Gestión de bases de datos en los territorios
Actividades de la 2da Fase
Participación, Movilización, demanda de acciones
Foros debates en las localidades y a nivel nacional, en universidades privadas y colegios.
Discusión en programas televisivos y radiales.
Teatro callejero.
Movilizaciones y plantones.
Mesa de diálogo creación de nuevo Esquipulas.

a. Materiales comunicacionales
Los materiales comunicacionales deben responder a los objetivos de la campaña.
 Su diseño y contenido debe ser atractivo y novedoso, que promueva la conciencia democrática en las mujeres y la salida política ante el futuro electoral del año 2016.
 Con un enfoque profesional y elegante.
 Que sea juvenil, con imágenes y colores limpios.
Estos materiales son apropiados para los foros debates locales y nacionales en universidades privadas o colegios, puestos de distribución en supermercados y durante la presentación de publicaciones.
También pueden colocarse en las redes sociales para generar opinión pública.
Materiales comunicacionales
  • Camisetas,
  • Bolsos,
  • Lapiceros,
  • Carpetas de plástico,
  • Pronunciamientos,
  • Afiches
  • Folletos, publicaciones
  • Banners
  • Spots
  • Viñetas radiales,
  • Stickers,
  • Calcomanías,
  • Botones,
  • Vallas publicitarias
  • Mantas.
  • Fotografías
 Descripción de los materiales comunicacionales
Lenguaje: Debe ser sencillo, claro, comprensible, amigable, no panfletario. Traducible al inglés criollo y miskito que son las lenguas de las etnias del país con mayor población.
Color: Que incluya el morado con combinación de colores sutiles.
Uso de imágenes: Imágenes de las mujeres en acción, mujeres seguras, alegres y dueñas de sí misma, jóvenes provenientes de diferentes clases sociales y en acciones cotidiana.
Plan de Medios
La campaña se llevará a cabo a través de medios de comunicación independientes, que cuenten con espacios para la discusión y el debate.
Se contará con dueñas (os), directoras (es) y periodistas de los medios radiales, escritos y televisivos sensibilizados ante la defensa de la ciudadanía de las mujeres.
  • Medios televisivos
Canal 2, Canal 12, Canal 100%, Canal 23 y canales locales independientes, Confidencial, Esta Semana, Esta Noche, Plataformas 2.0.
  • Radioemisoras
Radio Corporación, programa «Onda Local» en radio La Primerísima y radioemisoras locales independientes.
  • Web2.0
Facebook, twitter, Bloggin, Gestión de Bases de Datos, Sitio Web, con el fin de generar opinión, involucrar a usuarios dentro y fuera de las redes, así como publicar los materiales comunicacionales. Se podrán desarrollar aplicaciones para dispositivos móviles con acceso a la red que permitan tener comunicación directa y gratuita para los usuarios sobre la campaña.
Uso de la web 2.0
La campaña se propone el uso del internet y las redes sociales como agente de difusión de mensajes y creación de la fidelización de las causas.
 En Nicaragua el 18% de los hogares tienen una suscripción a internet, esto equivale aproximadamente a 600 mil usuarios.
Y en Facebook hay alrededor de 740 mil usuarios y en twitter alrededor de 33 mil usuarios nicaragüenses, sin contar con los usuarios de internet y redes sociales que para acceso a la web lo hacen mediante dispositivos móviles (Celulares, Tablets, Ipad, etc), estos mismos dispositivos que se mantienen conectados a la web 2.0 tienen la posibilidad de pasar 24 horas al día conectados.
Por lo tanto es imprescindible que la presente campaña esté en internet.
Las principales herramientas de comunicación digital surgen de la Web 2.0 término que fue acuñado por Tim O’Reilly en 2004 para referirse a la llamada segunda generación de internet que no es más que la evolución de la red estática hacia sitios dinámicos y participativos.
 Aparecen herramientas y plataformas como las redes sociales, los wiki y los blogs, que marcan su popularización.
 El usuario se convierte en generador de contenidos y el mayor capital de las redes sociales son los usuarios que las conforman.
 Para fines de la presente estrategia se incorporarán los siguientes elementos:
Blog/Bitácoras: Es un sitio web periódicamente actualizado que recopila cronológicamente textos o artículos de uno o varios autores, apareciendo primero el más reciente, donde el autor tiene la libertad de publicar lo que desea.
En este caso se plantea la siguiente ruta:
Tener cierta frecuencia de publicación, puede ser un post por día o uno por semana.
Para el caso de la campaña y los fidelizados convertidos en activistas no debería ser importante el número de visitas, sino la generación de redes de contacto, la difusión de actividades, la recepción de críticas, comentarios y apoyos.
Redacción en un lenguaje coloquial.
Buscar fuentes hasta convertirse en una, es importante adquirir seriedad en cuanto a la información emitida; el blog es un canal de comunicación.
Uso de multimedia propia, incluir además de textos, infografías, videos cortos, spots, clips, audio. Compartir es importante.
En ese sentido se busca animar también a los lectores a generar contenido y ofrecerles un espacio en el blog hasta que se animen a crear uno.
Crear red de colaboradores y amigos de causa a crear blogs, así se armará un coro de voces virtuales que promuevan la causa.
Uso de Redes Sociales:
Se permitirá el establecimiento de lazos y relaciones con personas que comparten los mismos intereses, preocupaciones y necesidades.
Se aprovechará el espacio para facilitar las tareas de difusión y convocatoria para actividades y/o movilizaciones
Generar movimientos masivos de solidaridad ante una situación de crisis.
Dado que el uso de las redes sociales diluye las fronteras geográficas, conectará gente sin importar la distancia.
SMS: Mediante operadores internos o externos de telefonía móvil o mediante el uso de la gestión de bases de datos, se podrán colocar mensajes de textos generados por la campaña. Así mismo se podrán difundir actividades o alertas que se quieran difundir desde la campaña.
Envíos Masivos de Correo Electrónicos: A través de la gestión de bases de datos, se podrá hacer envío masivo de correos difundiendo información pertinente a la campaña.
9 Medios de verificación de la campaña
Grupos focales con mujeres organizadas y no organizadas.
Sondeo antes y después-
Opinión en redes sociales.
Asistencia de participantes en el nivel de involucramiento de las acciones en los territorios.
La campaña se perfila de cara al 2016, debido a que son dos años de ejecución durante el período pre electoral, se medirá los logros alcanzados durante el proyecto mediante los indicadores propios de la campaña.
Conclusión
La campaña de comunicación es política, cívica y social. Se basa en una estrategia jurídica del Movimiento Autónomo de Mujeres que retroalimenta la comunicación, la formación feminista y las investigaciones sobre participación.
Se enfoca en la estructura política y las tres dimensiones de la ciudadanía: cívica (seguridad de las mujeres); política (participación, movilización y debate) y social (empleo).
Se dirige a mujeres jóvenes de las zonas urbanas con un nivel educativo universitario que tienen un conocimiento medio sobre ciudadanía y hacia mujeres organizadas que trabajan en sus territorios en la defensa de sus derechos.
La campaña tiene una duración de dos años y se realiza en el período pre electoral, un momento estratégico crucial para la reorganización y la construcción de liderazgos de cara al 2016, año de las megas elecciones.
Releva la democracia como precondición para los derechos de las mujeres.
Se estructura en dos fases: divulgación y posicionamiento de derechos y participación, movilización y debate.
Entre los mensajes principales se destaca que la democracia para las mujeres significa empleo, seguridad, derecho a organizarte, participar y decidir.
Sin democracia no hay desarrollo económico, personal, familiar ni colectivo.
 Sin democracia no hay justicia, dignidad, libertad ni educación.
Pretende crear salidas pacíficas y políticas ante la deslegitimación del gobierno.
 Denuncia al Estado ante la eliminación de derechos.
Entre las acciones contempla la creación de mesas de diálogo para la promoción de alternativas electorales para el país.
Se normaliza la presencia de las mujeres en el espacio público.
Las mujeres participan, se movilizan y debaten sobre la democracia como precondición para los derechos civiles, políticos y sociales.
Anexos: Viñetas radiales
VIÑETA No. 1
Track: Fondo musical
Voz de mujer 1: ¿Quién dice que la política no es un asunto de mujeres? Si desde que tenemos conciencia sobre nuestros deseos y anhelos ya estamos ejerciendo política. Desde que elegimos a nuestra pareja, la ropa que nos queremos poner o el corte de cabello ya estamos decidiendo sobre nosotras.
Voz de mujer 2: La política es un asunto de mujeres. El mundo es de las mujeres, exigí todos tus derechos.
VIÑETA No. 2
Track: Fondo musical
Voz mujer 1: Cuando las mujeres sentimos que decidimos sobre nuestras vidas y expresamos libremente nuestros sentimientos sin ser excluidas, discriminadas o perseguidas, es entonces cuando estamos viviendo en carne propia lo que se conoce como democracia. Una palabra sencilla que significa el derecho que tenemos las mujeres como ciudadanas, a opinar y decidir sobre el futuro de nuestro país.
Voz de mujer 2: La democracia es una precondición para los derechos de las mujeres.
VIÑETA No. 3
Track: Fondo musical
Voz de mujer 1: En este gobierno de las mujeres, hemos decidido que la democracia no puede existir sin la opinión de las mujeres. Sin las mujeres no hay fiesta democrática. Tenemos derecho a saborear la palabra “ciudadanía” a darle el toque y la sazón de nuestra diversidad étnica, lingüística y sexual.
Voz de mujer 2: La ciudadanía es una palabra que debe provocarnos placer a las mujeres, porque sus beneficios son muy amplios y enriquecedores para nuestra vida personal, colectiva y familiar.
Voz de mujer 3: Todas debemos sentirnos “ciudadanas.” No importa la edad, el color, el nivel educativo o la posición económica. Seremos nombradas ciudadanas porque nacimos en este país para gobernarlo con justicia. Alcanzar la democracia es como alcanzar el orgasmo, necesitamos sentirnos apropiadas, dueñas de nuestros cuerpos y decisiones para tomar las riendas de este país y ponerle un alto al autoritarismo, la dictadura y la violencia.
Voz de mujer 1: A partir de este decreto presidencial todas las mujeres tenemos derecho a expresarnos libremente sin ser motivo de censura y persecución. Cada mujer construye su democracia, es decir, su poder personal, desde la cama, desde su propia vida, sus deseos, anhelos, sueños y proyectos personales.
Voz de mujer 2: Eso nos llevará a demandar más nuestros derechos y a expresar lo que no nos gusta y lo que nos encanta de nuestro país. Así demandaremos una mejor relación de pareja, un mejor empleo, un mejor nivel de vida, el derecho a caminar por las calles sin ser objeto de acoso sexual. Sentirnos ciudadanas nos dará seguridad y elevará nuestra autoestima para tomar iniciativas y participar en la toma de decisiones desde nuestros territorios hasta nivel nacional. Merecemos mejores condiciones de vida que nos den placer.
Voz de mujer 3: Sin democracia no hay justicia, educación, empleo, dignidad, desarrollo personal, familiar y colectivo.
El mundo es de las mujeres, exigí todos tus derechos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *