San Juan de la Cruz (1542-1591)

COPLAS HECHAS SOBRE UN ÉSTASIS DE HARTA CONTEMPLACIÓN

Entreme donde no supe
y quedeme no sabiendo,
toda ciencia tracendiendo.

      I

Yo no supe dónde entraba,
pero cuando allí me vi
sin saver dónde me estaba
grandes cosas entendí
no diré lo que sentí
que me quedé no sabiendo
toda sciencia trascendiendo.

      II

De paz y de piedad
era la sciencia perfecta,
en profunda soledad
entendida vía recta
era cosa tan secreta
que me quedé balbuciendo
toda sciencia trascendiendo.

      III

Estava tan embebido
tan absorto y ajenado
que se quedó mi sentido
de todo sentir privado
y el espíritu dotado
de un entender no entendiendo
toda sciencia tracendiendo.

      IV

El que allí llega de vero
de sí mismo desfallesce
quanto sabía primero
mucho baxo le paresce
y su sciencia tanto cresce
que se queda no sabiendo,
toda sciencia tracendiendo.

      V

Cuanto más alto se suve
tanto menos se entendía
que es la tenebrosa nuve
que a la noche esclarecía
por eso quien la sabía
queda siempre no sabiendo,
toda sciencia tracendiendo.

      VI

Este saber no sabiendo
es de tan alto poder
que los sabios arguyendo
jamás le pueden vencer
que no llega su saber
a no entender entendiendo
toda sciencia tracendiendo.

      VII

Y es de tan alta excelencia
aqueste summo saber,
que no ay facultad ni sciencia
que la puedan emprender
quien se supiere vencer
con un no saber sabiendo,
yrá siempre tracendiendo.

      VIII

Y si lo queréis oýr
consiste esta summa sciencia
en un subido sentir
de la dibinal esencia
es obra de su clemencia
hazer quedar no entendiendo
toda sciencia tracendiendo.

3 comentarios en “San Juan de la Cruz (1542-1591)

  1. Me gusto este aporte … esa rima y contexto con esos tintes tan particulares que raramente se logra comprender en profundidad.
    Casualmente habia indagado sobre su persona por el titulo de su libro, que no e leído.

  2. Tampoco lo he profundizado, pero ha sido otro, de los q tuvieron q escapar x una ventana…el mundo religioso tiene varias de esas historias…y no sabía q fue el jesuita, Bellarmino, el q envio a la hoguera al filósofo, Giordano Bruno, x el 1600, más cuando muchos x el otro lado, suponen q es un santo. si hay quienes se disculparon, ahora entendi x q, pero en general, se ignora…saludos Reynaldo.

  3. Asi es María, solo quería saber quien era el autor del libro” la noche oscura del alma” (por una curiosidad personal) y resulto ser esta persona que fue monje … y ahora veo que tambien escribio poemas. … que me hicieron recordar a Garcilaso de la Vega. Saludos María.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *