Aida. ¿Tiene mascotas? Estas son las mejores y peores plantas para ellas

por Worms Argentina

puppy

Del mismo modo que el recién nacido, nuestras mascotas están rodeadas de amenazas que atentan contra su integridad física, ya sean productos de limpieza, pesticidas, insecticidas, fertilizantes, raticidas o medicamentos. Normalmente, procuramos tener todos estos productos fuera de su alcance pero solemos pasar por alto otro peligro no tan evidente: las plantas.

Como sabemos, los perros y gatos tienen la costumbre de depender de la naturaleza para aliviar sus molestias o problemas de salud, e ingieren algunas plantas para esto.  Sin embargo ellos también pueden equivocarse y consumir alguna no apropiada y -en consecuencia- sufrir reacciones alérgicas o lesiones. Los perros son los que visitan con mayor frecuencia al veterinario como consecuencia de intoxicaciones por plantas, pero también ocurre con los gatos.

Existen numerosas plantas que son irritantes o tóxicas y el simple contacto con ellas puede ocasionarles importantes reacciones en la piel. Otras, al ser ingeridas pueden ocasionar severos cuadros gastrointestinales, con vómitos, diarreas y, en algunos casos, llegan a ser causa de muerte.

El origen tóxico puede encontrarse en hojas, tallos, flores o frutos. Nuestra mascota puede, accidentalmente, ingerir alguno de estos componentes y que no le pase nada o puede requerir la visita urgente al veterinario, sobre todo los cachorros que son los más traviesos y se llevan todo a la boca.

gato

(Pexels.com)

Es importante conocer los riesgos, pero no tomar la decisión drástica de quitar de nuestra casa todas las plantas peligrosas, sino adoptar las precauciones necesarias, como por ejemplo colocarlas fuera del alcance de las mascotas, en macetas empotradas en las paredes a una altura considerable, para que no puedan llegar.

Muchas de las plantas que generalmente tenemos en el patio son potencialmente tóxicas para perros y gatos…

Muchas de las plantas que generalmente tenemos en el patio son potencialmente tóxicas para perros y gatos, por eso es conveniente saber cuáles son para tratar de evitar el contacto directo con ellos.

Lilas: Esta planta -muy común en los jardines y patios-podría afectar especialmente a los gatos, sobre todo los cachorros, si llegan a ingerirla. Dentro de las plantas conocidas como lilas, están las cunas de moisés y azucenas.

Azalea: El consumo de esta planta por parte de las mascotas requiere pronta atención médica. Si su mascota la llegara a consumir, llévela inmediatamente al veterinario porque puede ser muy tóxica tanto para gatos como perros.

Narcisos: Esta bella planta también está dentro de las plantas tóxicas para perros y gatos. Puede ocasionarles diarreas, convulsiones y además problemas cardíacos.

Calas: Estas flores muy presentes-sobre todo- en los funerales son totalmente tóxicas para las mascotas. Síntomas: salivación, hinchazón y picazón intensa en la caray parálisis de la lengua.

Tulipán: El bulbo del tulipán es altamente tóxico, los síntomas tras su ingestión son: irritación gastrointestinal, vómitos y diarreas.

Estos son solo algunos ejemplos, pero en realidad hay más y con algunos árboles también hay que tener cuidado, por ejemplo si tiene un manzano debe saber que las semillas de la manzana pueden intoxicar a los gatos. Los síntomas son respiración alterada y dificultades en la visión.

Buscando el lado positivo: Las plantas que les hacen bien a las mascotas

Así como hay plantas que no son convenientes para cultivar al alcance de las mascotas, hay otras que no solo no son dañinas sino que por el contrario, su ingesta es beneficiosa para ellas. Así que ¡adelante!

Por ejemplo, el romero es rico en calcio, vitamina B6 y hierro y es una gran fuente de antioxidantes.

Asimismo el orégano es rico en antioxidantes y puede ayudarlos a combatir los microbios. Esta hierba es segura para las mascotas y resulta útil cuando se presentan problemas digestivos, diarrea y gases.

Al igual que el orégano, la hierbabuena ayuda con problemas de la panza y alivia nauseas y mareos. Además, las nuevas investigaciones muestran que tiene efectos que protegen de la radiación y con esto disminuyen los efectos secundarios en casos de animales que están siendo tratados con quimioterapia.

La albahaca no sólo es deliciosa sino que también es rica en antioxidantes, y tiene propiedades antivirales y antimicrobios.

Por su parte el perejil, además de tener antioxidantes y vitaminas, contiene carotenos que ayudan a prevenir el cáncer. También se usa para refrescar el aliento canino e incluso puede ayudar con problemas estomacales. Hay una variedad muy poco común de perejil que es tóxica para los perros, se llama perejil de primavera y es, en realidad, de la familia de las zanahorias.

Todos aspiramos a que nuestro jardín sea un espacio donde todo pueda convivir en armonía y que además deleite con su belleza a todos nuestros invitados. Solo es necesario, si tenemos mascotas, saber qué vamos a cultivar, y conocer los pros y contras de cada ejemplar.

El contacto con la naturaleza es fundamental para las personas, si todos tuviéramos un espacio para crear un jardín o un huerto, seguramente se reducirían gran cantidad de enfermedades provocadas por el stress y el deterioro de la calidad de vida. Los alentamos a cultivar su propio huerto y a plantar diversos ejemplares para brindarle más oxígeno, color y vida a su hogar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *