La anciana muerta en el incendio de su casa en Reus se iluminaba con velas porque le habían cortado la luz

 

 Imagen del piso en el que ha muerto la anciana a causa de las llamas La mujer de 81 años que este lunes ha muerto en el incendio de su casa en Reus se encontraría en situación de pobreza energética. Según ha podido confirmar el ACN, hacía dos meses que a la víctima le habían cortado el suministro de luz y, desde entonces, la anciana se iluminaba con velas. Precisamente, todo apunta que una vela sería el origen del fuego que ha quemado el colchón de la habitación donde dormía y que le ha acabado produciendo la muerte, según la investigación de los Mossos d’Esquadra.

Fuentes municipales han explicado que los Servicios Sociales del Ayuntamiento desconocían que la mujer no disponía de corriente eléctrico por impago y que no habían recibido ninguna solicitud de ayuda económica. La mujer sí que había pedido una ayuda al consistorio para poder pagar el recibo del agua, que se le había concedido. Además, el arrendatario del piso había interpuesto una demanda judicial de desahucio por impago del alquiler.

Según el Ayuntamiento de Reus, en este caso los recursos disponibles para atender situaciones de emergencia social no se activaron porque ni la víctima ni sus familiares comunicaron en los Servicios Sociales que no podían pagar el suministro de luz de la vivienda. Además, hacía unos diez meses que la mujer no pagaba el importe del alquiler del piso y el arrendatario había interpuesto una demanda judicial de desahucio.

Aunque vivía sola en el inmueble, la víctima recibía la visita de su nieta, que le llevaba comer. Según han informado los Bomberos de la Generalitat, la mujer se habría visto sorprendida por el incendio que ha quemado el colchón en el interior de la habitación donde dormía y, posteriormente, ha caído. Efectivos del SEM le han practicado maniobras de reanimación càrdiorespiratoria, pero no han podido hacer nada para salvarle la vida.

Por otra parte, dos personas más del inmueble situado en el número 18 de la calle Santa Anna, un hombre de 43 años y un menor, han sido vistos por los servicios médicos con síntomas de ansiedad, aunque han sido dados de alta in-situ.El bloque afectado tiene tres plantas y dos pisos por planta, todos ellos de alquiler. El incendio ha quemado parcialmente la habitación del piso 2.º-B, donde vivía la mujer de 81 años, mientras que el resto ha estado afectado sólo por humo. El fuego se ha controlado en poco más de media hora y ha obligado a evacuar a seis vecinos como medida preventiva. Los seis vecinos evacuados han podido retornar a sus viviendas hacia las cinco de la mañana, una vez se ha comprobado que la estructura del inmueble no ha quedado estropeada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *