LA PIEL Y LAS CELULAS OYEN EL SONIDO, SUS ARMONICOS Y EL ULTRASONIDO

La piel y las células oyen el sonido, sus armónicos y el
ultrasonido.
Cada sonido tiene una reverberación subiendo la escala
evolutiva, se repite a si mismo convirtiéndose en armónicos.
HERCIOS: Llamado científicamente a ciclos por segundo.
Si movemos el dedo 30 veces en un segundo, haría un sonido
audible de 30 hercios o ciclos por segundo, quizás aun inaudible por tener un
volumen bajo.
La audición humana va de 20 a 20.000 hercios o ciclos por
segundo, debajo de esto son los infrasonidos que estan en todo nuestro cuerpo y
en las ondas cerebrales Alfa, Zeta, y Delta.
Por encima de 20.000 hercios es ultrasonido, aunque algunos
animales son capaces de oírlo, también nuestra piel, órgano sensorial y
vibracional puede oír el ultrasonido.
Como se propagan las ondas
u olas de sonido es subiendo en armónicos:  30 hercios sube de 30 en 30;  60,90,120,150,180, 210 etc;
Por ejemplo: estos dos sonidos diferentes de notas
musicales, se unen en 120 hercios creando una resonancia, acoplándose y
aumentando.
Esto es lo que los micrófonos hacen al acoplarse con los
altavoces y técnicos de sonido intentan evitar, porque saldría un sonido increíblemente
alto y desagradable, también se acoplan armónicos y suben en intensidad cuando
de pronto un sonido puede romper una copa de cristal.
En experiencias de laboratorio se ha visto como las células
se mueven por sonido,( lo mismo que en Cymatics surgen de los sonidos) que
demuestra que la vibración crea la forma, también la presión y puede romper su
capa externa, demostrando así que con sonido ayudariamos a que se mueran las
células cancerosas.
Lo que no nos damos cuenta es que si los armónicos surgen sobretodo
de un sonido mantenido, entonces debido a los aparatos electricos y
electrodomesticos de nuestro entorno tenemos muchos armonicos que nos movilizan inconscientemente y sin saber como las células de nuestro cuerpo reaccionan a
estos sonidos.
Los sonidos graves masajean todo nuestro organismo y los
agudos estimulan al sistema nervioso.
El ultrasonido que viene de los pájaros y grillos son
necesarios para la replica de si mismo del ADN y para la comunicación neuronal
cerebral.
Sabemos que aunque el odio humano no oye el ultrasonido, la
piel si oye el ultrasonido, incluso esto se ha demostrado con el NeuroPhone de
Patrick Flanagan, donde la piel puede interpretar el sonido de una música sin
altavoces ni auriculares o cascos, simplemente llega al cerebro a traves del
mismo cuerpo, los huesos y la piel, incluso dos personas pueden oír la misma
música a traves de la piel con simplemente cogerse de la mano.
El sonido se transmite por los huesos y por ello podria
aumentar la telepatia, y la sensacion del ultrasonido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *