La teoría de las ondas sobre el agua y la piedra

Tal vez eres de esas personas que no soporta las injusticias y piensa que no puede hacer nada. Si es así, queremos que conozcas la teoría de las ondas sobre el agua y la piedra. Después de leer estas palabras, observarás el enorme poder que tienes para hacer que todo cambie.
Ahora bien, es importante añadir que la única forma de que todo vaya mejor es tener presente que todo empieza por uno mismo. No puedes entregar tu alegría de vivir a otra persona a la que amas si tú no eres alegre. No tendrás la oportunidad de querer a otros si no te quieres a ti mismo.

Empieza por ti

Como hemos dicho, el primer paso es empezar a generar el cambio en uno mismo.¿Cómo vas a pedir a otra persona que no hable mal de ti si tú lo hacer de todo el mundo? ¿Cómo quieres que los demás te muestren afecto y te valoren si no eres capaz de hacerlo contigo?

Hombre con valor para iniciar el cambio

Detente a reflexionar y habla íntimamente contigo. Escúchate. Busca en lo más profundo de ti tus verdaderos sentimientos. Pregúntate cómo eres y cómo te gustaría ser en realidad. Mira a los problemas a la cara, afróntalos y arregla todo cuanto esté roto en tu vida.

Comienza por ser tú mismo en lugar de ser quien la sociedad espera. Deja de traicionarte y saca a relucir toda tu autenticidad.
 Compartir

Una vez que hayas logrado entablar un diálogo contigo mismo, reflexiona sobre quién eres, qué quieres hacer y cuáles son tus metas. Quítate todas esas máscaras que has construido para contentar, líbrate de los disfraces de la falsa modestia y muéstrate tal y cómo eres. Pero no te quedes ahí, destierra todo eso que no te gusta, que no es bueno y que te hace daño. Y empieza a convertirte en el ser humano que siempre has soñado.

Tirar la primera piedra

Tras haber entrado en contacto contigo y haber dado los primeros pasos para transformar tu vida, estás preparado para tirar la primera piedra. Esa que producirá un efecto de ondas en cadena. ¿Qué quiere decir esto? Pues que todo cuanto tu hagas tendrá un efecto en los demás y en todo lo que te rodea.

Si comienzas un compromiso de no quejarte porque consideras que la queja no te sirve para nada o bien, estás decidido a demostrar más afecto o simplemente a ser tú mismo, descubrirás poco a poco todo lo que tu comportamiento conlleva y que antes ni siquiera percibías. 

Ahora bien, es importante que en estos primeros momentos te tomes todo con calma y filosofía. Porque al igual que cuando lanzas una piedra, las primeras ondas tienen un tamaño mínimo, los efectos de tu nueva actitud también serán mínimos durante los primeros días. Pero, según pase el tiempo y pruebes con otras, verás cómo crecen en tamaño y presencia.

Deja que las ondas fluyan

Así, una vez hayas lanzado la primera piedra sobre el agua, deja que las ondas fluyan y hagan su efecto. Como decíamos, las primeras serán pequeñas y poco duraderas, pero son las que permitirán que los demás cambien.

El siguiente paso es verte como una persona feliz en el centro del agua, en ese punto en el que cae cada piedra. Eres el punto de partida de una gran felicidad. Una persona valiente que ha elegido un camino difícil pero lleno de emociones y amor.

Ondas en el agua

Piensa en las ondas que estás provocando cada vez que caes o rozas el agua. El amorque llevas dentro se está propagando tanto por la superficie como por la parte interior del lago, el mar o incluso el charco donde caen las piedras.

Cada una de esas ondas es tu pasión por la vida, tu valentía por hacer realidad tus sueños, tu amor por los demás, tu cariño y tu bondad, tu necesidad de ayudar a los que menos tienen… Todo ello se lo estás transmitiendo a los demás de alguna u otra forma y tiene un efecto en ellos.

El efecto de las ondas

Si eres constante provocando ondas sobre el agua, verás cómo con cada día que pasa, van calando en las personas que te rodean. Observarás poco a poco cuál es el efecto que produces en ellas. Quizás les transmitas esperanza, alegría, confianza o ganas de vivir. Todo depende del vínculo y de la conexión.

Incluso podrás llegar a percibir cómo esas personas que se han dejado influenciar por ti, arrojan sus piedras y crean todo un rastro de ondas que llegan hasta sus seres queridos.

¿Todavía piensas que no puedes hacer nada por cambiar las injusticias? Comienza por ti mismo y deja que tu actitud positiva y tu bondad invadan tu mundo. Permite fluir las ondas que poco a poco harán de este un lugar mejor.

La teoría de las ondas sobre el agua y la piedra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *