SABER Y NO SABER

         

Lao Tse, en el Tao Te King, compara y describe muchas veces al Sabio, con el ignorante. Sorprende que la descripción de ambos coincide en muchas ocasiones.

          El Sabio: no sabe, no hace, no valora, simplemente se dedica a ser lo que es.

          El ignorante: no sabe, no hace, no valora, simplemente se dedica a ser lo que es.

          Pero Lao Tse nos dice, que la diferencia en esa igualdad es la que existe entre el cielo y el infierno o la Tierra.

          Cuando Shakyamuni dice ser Buda, en ningún momento deja de mirar lo que florece en sus huellas, nunca deja de ser lo que es, sembrando su semilla viendo lo que crecía de ella.

          El ignorante es lo que es, porque no puede evitarlo. Es lo que es, porque cree ser Buda, sin que crezca la flor en sus huellas. Su hacer, muchas veces, no siembra nada que dé flor o fruto.

          Nada en el Universo sabe lo que es.

          La diferencia del hombre, es que no puede reconocer lo que es en sus frutos, pues creyendo ser un tipo de semilla, sus frutos son los que trata de que no crezcan.

          El hombre es humano, es el único animal que dice y piensa que es humano.

          Pero en su ignorancia, no ve que la Humanidad sólo florece en el resto de las especies, en el resto de cuanto es en el Universo.

          El hombre es el único que sabe y dice que es Buda, pero nada florece que merezca nacer, en sus huellas.

          Soy quien soy y no tengo nada que hacer para serlo, no necesito saberlo, me es suficiente con ser, no surge ni tan siquiera la pequeña duda en la Ignorancia.

          Shakyamuni, vivió en la Gran Duda, siendo Buda, nunca dejó de serlo en su manifestación, porque la flor y el fruto, tienen que crear al Buda que eres, en cada ahora. El Sabio, nunca da nada por sabido, no hace nada, pero manifiesta lo que es, creándolo en cada ahora.

          La Ignorancia, cree que no necesita saber lo que es, nunca mira sus frutos, sus flores, porque cree que lo que es, no puede ser conocido. Aun teniendo razón, olvida que lo que somos depende del fruto que damos, de la flor que crece en nuestro caminar, en las huellas que vamos dejando al caminar, sin movernos del Aquí, sin poder existir, fuera del Ahora, donde la ausencia de Dualidad, hace que el Sabio mantenga llena de Sabiduría su Ignorancia.

https://yuishinsan.blogspot.com/2020/05/saber-y-no-saber.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.