La respiración holotrópica, una alternativa de bienestar

Quienes practican la respiración holotrópica aseguran que mediante esta técnica es posible realizar una especie de autohipnosis y acceder a zonas profundas del inconsciente. ¿Quieres saber en qué consiste y qué efectos respalda la ciencia? Te lo contamos.

La respiración holotrópica es una técnica de psicoterapia experiencial. Esta última es un enfoque en el que la intervención se hace sobre personas básicamente sanas mentalmente y supone exponerlas a una experiencia en la que puedan entender mejor quiénes son y qué posición adoptan frente a situaciones reales.

Hay que anotar que la psicoterapia experiencial tiene sus raíces en la llamada psicología transpersonal, que, a su vez, es una corriente de la psicología humanista, nacida en los años 60. En cuanto a la respiración holotrópica, específicamente, se trata de una técnica creada por el psiquiatra checo Stanislav Grof.

El objetivo central de la respiración holotrópica es alcanzar un estado expandido de conciencia. Esta es una experiencia similar a la que puede darse mediante el consumo de algunos psicotrópicos, como los que usan los chamanes o ciertos guías espirituales. La diferencia está en que en este caso todo se logra a través de la respiración y tiene propósitos terapéuticos.

El aire es tu alimento y tu medicamento”.

-Aristóteles-

Mujer realizando respiración holotrópica

¿Qué es la respiración holotrópica?

La respiración holotrópica es una técnica que consiste en provocar una hiperventilación controlada, con el fin de generar un estado de conciencia diferente y, en teoría, ampliado. La finalidad es incrementar el autoconocimiento y propiciar efectos psicoterapéuticos. La palabra holotrópica viene de la raíz griega holos, que significa ‘totalidad’ y de trepein, que significa ‘ir hacia’. Así que etimológicamente significa ‘ir hacia la totalidad’.

La hiperventilación es una respiración más rápida y profunda de lo normal. En una respiración común, se inhala oxígeno y se exhala dióxido de carbono o CO2. La respiración acelerada e intensa que se da en la hiperventilación hace que aumente el volumen de oxígeno y disminuya el de dióxido de carbono. En condiciones normales esto provoca molestias como ansiedad, entumecimiento, desmayos, etc.

En la respiración holotrópica la hiperventilación es inducida y regulada. En general, esta técnica solo puede ser llevada a cabo en condiciones controladas y, usualmente, en grupo. De lo contrario, podría causar efectos indeseables como ataques de pánico. El método no es recomendable para quienes padezcan problemas de hipertensión, enfermedades respiratorias, neurológicas o problemas de salud mental.

La técnica

Lo habitual es que inicialmente se haga una capacitación básica para explicar la técnica, describir lo que puede esperarse de ella e indicar las precauciones que deben tenerse en cuenta para la práctica. Las sesiones de respiración holotrópica suelen ser prolongadas, generalmente de no menos de cuatro horas.

La práctica debe llevarse a cabo en un lugar cómodo y silencioso. Comienza cuando el “respirador” ingresa a ese espacio, casi siempre sin calzado, y se acuesta en una colchoneta. Luego se pone música relajante, usualmente tibetana, china o hindú. La música no puede ser interrumpida nunca durante la sesión. Una vez que todo participante está cómodo, se comienza con una respiración suave.

Con los ojos cerrados, o cubiertos con antifaces, se inicia la práctica de hiperventilación. Se debe respirar rápidamente y no dejar de hacerlo durante las horas que siguen. Hay una persona que dirige la práctica y a veces se turnan los participantes para ejercer como “respiradores” o “cuidadores”, consecutivamente.

Una vez se concluye la sesión de respiración propiamente dicha, cada uno debe pintar un mandala, o, en todo caso, elaborar un dibujo simbólico que refleje lo que siente en ese momento. Al final se hace una reunión de todo el grupo y se comparten las experiencias individuales.

Mujer coloreando un mandala

Los beneficios de la respiración holotrópica

Lo que se espera de las sesiones de respiración holotrópica es que, tras mantener la hiperventilación por un tiempo, comience a surgir un nuevo estado de conciencia. El planteamiento básico señala que este tipo de técnica permite penetrar en las capas más profundas de la psique y que cuando esto ocurre comienzan a emerger contenidos inconscientes de gran valor para cada persona.

Lo usual es que salgan a flote episodios olvidados o reprimidos. Vuelven a la mente personas, situaciones, emociones o percepciones. Todos estos son considerados como contenidos muy importantes para cada persona; precisamente emergen porque se trata de aspectos que han sido bloqueados y solo resurgen con una técnica de expansión de conciencia.

La ciencia ha señalado que la respiración holotrópica es una técnica que ofrece beneficios, principalmente en términos de relajación y equilibrio emocional. Sin embargo, no hay evidencia de que produzca algún estado alterado de conciencia o que permita explorar a fondo el inconsciente. Quienes la practican, en cambio, aseguran que sí es posible.

https://lamenteesmaravillosa.com/la-respiracion-holotropica-una-alternativa-de-bienestar/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.