PROTEGIENDO NUESTRA SALUD Y LA DEL PLANETA

Estos pasos salvarán tu vida. El paseo atento es una práctica extraordinaria que nos ayuda a recibir el alimento y la curación procedentes de la Tierra. Cuando abres la puerta de tu casa y sales al exterior, entras en contacto con el aire, el suelo y todos los elementos que te rodean. Cada paso es una oportunidad para celebrar el milagro de la vida. Cada paso te pone en contacto con tu cuerpo y con tu mente. Y, cuando das ese paso, comprendes que tu cuerpo y tu mente ya están ahí. Tenemos que estar completamente presentes. Es mucha la felicidad y curación que puede proporcionarnos cada paso atento y amable que damos sobre la Madre Tierra. Cuando caminamos, sabemos que no estamos haciéndolo sobre algo inanimado. El suelo sobre el que caminamos no es materia inerte. En cada mota de polvo y en cada grano de arena hay innumerables bodhisattvas. Cuando apoyamos atentamente el pie en el suelo establecemos contacto con el gran bodhisattva que es la Madre Tierra.

Entendiendo así a la Tierra, podemos caminar sobre el planeta con el mismo respeto que lo hacemos cuando estamos en una iglesia o en un recinto sagrado. Podemos poner nuestra atención a cada paso. Si lo hacemos así, esos pasos tendrán el poder de salvar nuestra vida. Esa forma de caminar puede rescatarnos de la alienación en la que vivimos, llevarnos a un verdadero refugio y volver a conectarnos con nosotros y con la Tierra.

«Un canto de amor a la Tierra». Thich Nhat Hanh.

https://sanghadezaragoza.blogspot.com/2021/04/protegiendo-nuestra-salud-y-la-del.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *