“Árboles Gigantes”: ¿Un capítulo borrado de nuestra historia? (Video)

Se cree que en la antigüedad existieron árboles gigantes. Esta teoría sugiere que estos gigantes troncos alcanzaron hasta kilómetros de altura ¿Pero por qué existieron estos colosales árboles?

Gigantes: una parte perdida de nuestra historia
Los gigantes han estado en la mente colectiva de la humanidad desde hace miles de años.

La existencia de los gigantes es un hecho comprobado. De hecho, la comunidad científica ya no puede negarlo más. Si estos colosales seres existieron, es normal pensar que existió un ambiente propicio para ellos….

De hecho, se cree que la mayoría de los cuentos fantásticos sobre estos seres fueron inspirados de textos sanscritos antiquísimos. De hecho, hasta la biblia hace mención a los gigantes.

No se sabe realmente quién habló por primera vez sobre ellos, los expertos creen que su «recuerdo» proviene de la memoria colectiva, la cual resguarda la historia oculta de nuestro mundo.

Estos recuerdos han estado inconscientemente entre nosotros desde hace miles de años. Y es por esa razón que tenemos las fábulas e historias fantásticas.

¿Un mundo perdido?

¿Existe una historia perdida sobre nuestro mundo donde existieron gigantes, el cual pudo ser eliminado del canon oficial?

Investigadores consideran esto como una posibilidad. De hecho, se cree que la existencia de montañas y rocas colosales es la prueba de que existió un medio ambiente para ellos.

La evidencia fotográfica recolectada por Robert Charroux, demuestra la existencia de árboles gigantes, piedras petrificadas y montículos artificiales de kilómetros de diámetro.

Se cree que todas estas edificaciones fueron hechas por gigantes, los cuales arrasaron ciudades y fortalezas en el pasado gracias a herramientas y armas capaces de fundir las rocas.

Un ejemplo de la capacidad de los gigantes podrían ser las grandes pirámides que se encuentran en todo el mundo. Actualmente se desconoce realmente como se hicieron, aunque existen teorías.

Otras investigaciones han encontrado testimonios y leyendas en antiguas culturas que hablan de obras hechas por seres de alturas colosales.

Gigantes: una parte perdida de nuestra historia
La Torre del Diablo podría ser una prueba de la existencia de construcciones colosales ¿Será un árbol gigante tallado?

Devil’s Tower: ¿Una construcción hecha por gigantes?

Un ejemplo de esto es la «Devil’s Tower», o la Torre del Diablo, ubicada en Wyoming, Estados Unidos.

Esta estructura es de gran interés turístico por su panorama de cuento de hadas; se puede observar una montaña claramente artificial, construida por rocas ígneas que se parece al tronco de un árbol petrificado.

Su aspecto es totalmente extraño, lo que ha provocado que nazcan diferentes leyendas. En el año 77, la Torre del Diablo fue usada como locación para la película de Steven Spielberg «Encuentros de Tercera Fase».

Obviamente muchas personas pensaron que la ambientación no era más que una maqueta, pero la enorme roca existe y fue hecha artificialmente hace miles de años.

Los expertos de la corriente tradicional sugieren que la Devil’s Tower está hecha de lacolito, el cual se formó del magma.

Pero esta teoría es totalmente errónea y no se puede admitir, pues las emisiones de lava jamás muestran un aspecto «geofísico», como muestra la torre.

Es imposible no pensar en un enorme tronco cuando vemos la torre, el cual pareciera haber sido talado con una cierra gigante de forma minuciosa.

Los surcos verticales y regulares, diseñados como enormes columnas, dan la sensación de que se extienden en forma geométricamente ordenada. Solo interrumpida en la parte superior, que es totalmente plana.

¿Cómo se puede explicar este tipo de formaciones casi geométricas? Obviamente los expertos aseguran que «la naturaleza es impredecible», pero ¿Qué pasa cuando las pruebas de intervención artificial son demostrables? ¿Seres de tamaños colosales fueron los encargados de crearlas?

https://www.ufospain.es/2021/04/26/gigantes-un-capitulo-borrado-de-nuestra-historia-video/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *