“¿Hacia dónde nos llevan estos cambios en el mundo?” (parte 1 y 2).

Sistema solar 2

Hay una razón importante para estos cambios acelerados que no se han dado en muchos miles de años. No se refiere al cambio climático, ésa es una consecuencia. No se debe tampoco a la aceleración en el “transcurrir del tiempo”, o que los días sean más cortos.

Pero sí se ha puesto en marcha un mecanismo en el Sistema Solar hacia la evolución acelerada del ser humano, desde que terminara el viejo ciclo de 52.000 años, ya que ahora estamos transitando un tiempo nuevo (año 2012), llamado “Era de la Nueva Energía”.

La herramienta utilizada para inducir este cambio son dos planetas que afectan el Inconsciente Colectivo de toda la Humanidad y que están transitando, uno por Aries y el otro por Capricornio, dos Signos claves en el Zodíaco, ubicados a 90 grados entre sí que es un ángulo de mucho poder y estímulo hacia la acción, Urano pasando por Aries desde marzo del 2011 y Plutón, transitando por el Signo de Capricornio desde diciembre del 2008.

Estos dos planetas afectan la mente inconsciente del ser humano sobre esta tierra, induciéndolo prácticamente a la fuerza hacia el cambio gradual pero inapelable. La consigna es “cambiar o morir”, morir para cambiar y renacer con nuevos potenciales; esto no sólo compete a seres humanos sino también a empresas, países, organizaciones, religiones, estructuras, a todo elemento y a todo nivel.

Al comenzar a trabajar Urano, el planeta de los cambios sobre Aries (la cabeza, los dirigentes) no sólo está actuando sobre las mentalidades sino sobre las “cabezas, los jefes” de países, grupos, colectividades, religiones, etc. Pero también lo hace por reflejo sobre su opuesto Libra (la pareja, las asociaciones), sobre Capricornio en un efecto intenso (lo social, las cúpulas de poder, las estructuras) y lo mismo sobre Cáncer (el hogar, la familia, las relaciones entre padres e hijos).

Analizando lo anterior comenzamos a entender que todo lo mencionado, en realidad todas las actividades humanas, están siendo afectadas hacia nuevos conceptos, nuevas formas, nuevos parámetros. Todo, tanto lo social, como lo político, lo familiar, lo laboral, etc.

Tanto estos Signos como lo que representa cada uno de ellos, y otros Signos por reflejo, vienen sufriendo crisis de cambio de esta índole desde esa fecha y durante varios años más, hasta el año 2019.

Por otro lado, Plutón, el planeta de las transformaciones, está actuando a su vez en forma asociada con Urano sobre esos mismos Signos y lo que ellos representan en la vida del ser humano, y esta acción combinada está poniendo en marcha una Nueva Era cuyos resultados sólo dependen de nuestra reacción humana a esas energías.

¿El consejo? Adaptarse a estos cambios y nunca resistirlos, porque no hay poder sobre la tierra que se les pueda oponer. Además, de intentar resistirnos no solamente estaríamos intentando una acción imposible como tratar de flotar en el aire tirando hacia arriba de los cordones de nuestros zapatos, sino que por otro lado nos estaríamos arriesgando a graves consecuencias al nadar contra la corriente.

Inclusive, por otro, nos estaríamos perdiendo las fantásticas oportunidades que el Universo nos está ofreciendo, para mayor comprensión, mayor evolución y mejora en todos los aspectos aunque en principio nos parece insólito ese cambio y hasta nos da miedo dejarnos llevar por él dado que estamos instalados en nuestra “zona de comfort” (que paradójicamente es la zona de mayor peligro).

Por eso los nativos de estos Signos están pasando por situaciones difíciles y crisis recurrentes durante este tiempo, que nos sorprenden y hasta nos asombran por lo inesperadas e insólitas. Hay que prepararse, porque vienen más. ¿Son malas? No, no son ni malas ni buenas, son para crecer y depende de la actitud que les oponga cada uno, así serán los resultados.

En resumen, entonces, los cambios que todos estamos experimentando son solamente el comienzo de la puesta en marcha del proyecto universal, y representan una oportunidad dorada para quien la sepa aprovechar, en otras palabras, un regalo del Cielo.

La consigna es “renovación” y la mejor respuesta que podemos dar es “aceptación y acoplamiento” a ese cambio dispuesto por Energías Superiores para que la Humanidad crezca a fin de pasar a otro nivel de evolución.

Hace varios años (2011) publiqué un artículo ampliando sobre el tema que fue compartido por muchos blogs y por aquellas personas que se interesaron (y algunos otros que lo copiaron y lo modificaron) y que estaba prediciendo los cambios que hoy vemos que se están realizando.

Puede encontrarse en Google escribiendo: “Urano en Aries, por Emilio Gallardo (mi nombre real)” y en algunos dice “Astrólogo argentino”. Este artículo profundiza en el tema, y ha sido traducido fielmente a varios idiomas por entusiastas de la Astrología, lo que me sorprendió gratamente cuando comprobé en forma accidental que se había difundido por el mundo.

Para finalizar, comento que una vez, hace tiempo, una Entidad Espiritual, cuando interrogué sobre alguna respuesta para todos estos interrogantes existenciales, me susurró:

Camina, sigue caminando… sonríe, sigue sonriendo…” lo que representó en cierto modo una esperanza escondida dentro de una respuesta tan enigmática como los temas de la misma pregunta.

¿Estaremos entrando en la época de “separar la paja del trigo” como menciona la Biblia? ¿Nos estarán ofreciendo la última oportunidad para ascender a otro nivel de existencia? ¿Será todo lo que a veces consideramos como un “castigo” en realidad una nueva ventana hacia otra dimensión evolutiva? Con solamente un poco de reflexión encontraremos la respuesta.

Parte 2

ARCOIRIS1

COMO AFECTAN LOS CAMBIOS A CADA SIGNO DEL ZODÍACO

En la primera parte hemos considerado el efecto de los tránsitos planetarios que están cambiando hoy al mundo. Lo que estos tránsitos por los Signos mencionados están generando, es la oportunidad de crear una Nueva Humanidad. Estos dos planetas producen un efecto combinado cuyo objetivo es transformar los puntos de apoyo sobre los que se equilibra cada Signo. También los nativos de otros Signos astrológicos están siendo afectados por estos cambios, aunque no tan drásticamente como los mencionados, por ejemplo:

Urano en Aries afecta:

A Aries, en forma profunda e irreversible, al igual que a Libra, Cáncer y Capricornio. Las crisis en estos Signos son para derribar todas las viejas estructuras y generar nuevas, más convenientes y actuales. Estos nativos están pasando por crisis severas, de profundidad, de mucha actividad y urgencia, debido a que son los encargados de la puesta en marcha del proceso, es decir, son los precursores.

Resuelven un problema y se les presenta otro, pero en realidad es que están operando con las viejas estrategias que ya han quedado obsoletas y la única forma de adaptarse a las nuevas es practicando la resolución de estos nuevos ejercicios de aprendizaje.

De estas crisis muy enérgicas saldrán renovados a través de cambios necesarios que paralelamente serán trasladados a otros Signos, por ejemplo Tauro, Géminis, Acuario y Piscis, cuyos efectos serán sentidos como cierta inquietud mental y cierto desequilibrio en sus estructuras, pero con crisis menores debido a que todavía no es su tiempo de cambio acentuado.

Lo será con todo impacto después del 2019. Son solamente prevenidos y alertados a que deben irse disponiendo a asimilar estos cambios, y puestos a prueba en sus acomodamientos mentales para ir cambiando su forma de pensar, de mirar a lo que pasa en el mundo.

Tauro reconsidera su valoración de los bienes y virtudes de cosas y personas, y se ve en la obligación de tomar en cuenta otros parámetros. Géminis pasa por situaciones más intelectuales, pero como es un Signo de adaptación, aprovecha para sacar ventajas donde antes no pensaba obtenerlas.

Acuario reconsidera su actividad en los grupos y en sus amistades, estableciendo nuevos parámetros y asociaciones, descubriendo fuerza conjunta donde antes sólo había caos. Piscis, siente la necesidad de profundizar su actividad interior, su espiritualidad, posiblemente inclinándose a escuchar más a su voz interior. Descubre nuevos aspectos de su intuición y se siente más inclinado a aventurarse dentro de los movimientos del ser hacia despertar a nuevas sensaciones internas.

Leo y Sagitario se verán muy favorecidos en su crecimiento interior, Leo en cuanto a su autovaloración y crecimiento, su maduración como el niño del Zodíaco, y Sagitario en cuanto a su necesidad de absorción de conocimientos y crecimiento espiritual. Estos dos Signos mencionados están siendo auspiciados por energías de cambio muy fuertes y van a salir de la experiencia ampliamente mejorados y beneficiados.

Escorpio se siente irritado y con cierta movilización interior de sus traumas del pasado y de su necesidad de descubrir secretos que antes no le inquietaban con tanta insistencia. Quiere mayor claridad y las cosas que van pasando lo van despertando a nuevos descubrimientos. Virgo, se ve sacudido en sus estructuras, obligado a ir renovando su manera de pensar y cuestionándose sus creencias y prejuicios que tanto lo demoran y estancan.

Plutón en Capricornio afecta:

Desde ya, Plutón afecta con intenso poder transformador a Aries, Cáncer, Libra y Capricornio en forma muy acentuada, hacia cambiar su forma esencial de comportamiento y a relacionarse de otra manera en lo social, a profundizar y transmutar comportamientos y la búsqueda de nuevas soluciones.

A Sagitario y Acuario lo estimula en cuanto a su mentalidad un tanto rígidas y esquematizadas, renovando y transformando las bases y creencias que hasta ahora parecían estables y confiables. Deben encontrar de a poco, nuevas maneras de expresarse en el colectivo humano.

Escorpio y Piscis se ven llevados a transmutar viejos impedimentos emocionales que no les dejaban avanzar, éste es el momento de renovar y cambiar su punto de vista de las movilizaciones internas. A aprender a mirar las cosas con otra filosofía, a resolver los problemas utilizando nuevas fórmulas, a animarse a planificar nuevas estrategias.

Tauro y Virgo son favorablemente inducidos a transformar aquellos pilares en los que se apoyaban y a buscar nuevos acomodamientos que les abran oportunidades que antes no parecían estar disponibles. La clave es movilizarse, ampliar la visual de la mente, contemplar nuevas formas de resolver las situaciones, transformar lo que aparentemente no servía hasta ahora en materiales útiles y reciclables.

Géminis y Leo se sentirán inquietos y algo fastidiados por el impulso interno que los lleva hacia liberarse de trabas que antes soportaban sin darse cuenta, pero que ahora producen cierta molestia y necesitan ser modificadas y adaptadas a los nuevos parámetros.

Camina, sigue caminando… sonríe, sigue sonriendo…
es la actitud positiva de “El Loco”
(Arcano 0 del Tarot recorriendo El Sendero Del ser).

Si este artículo te ha interesado, puedes compartirlo a tus contactos o mencionar en el enlace al blog www.elsenderodelser.com; así estarías contribuyendo a la difusión de conceptos para el crecimiento personal. Bendiciones e Iluminación. Leo


www.profesorleo.com.ar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *