Aida. Las Directrices Para el Tratamiento del Colesterol Podrían Duplicar el Número de Personas que Toman Estatinas

Por el Dr. Mercola

Las Directrices Para el Tratamiento del Colesterol Podrían Duplicar el Número de Personas que Toman Estatinas – Incluyendo a Personas Perfectamente Saludables

Tratamiento Para el Colesterol

Actualmente uno de cada cuatro personas en Estados Unidos mayores de 45 toma un medicamento de estatinas, a pesar del hecho de que hay más de 900 estudios que demuestran sus efectos adversos , que van desde problemas musculares hasta mayor riesgo de cáncer.

Ahora, las directrices para el tratamiento del colesterol alto probablemente duplicarán el número de personas que se les receten estos medicamentos peligrosos, lo que generaría una cifra estimada — y sorprendente — de 72 millones de personas.

Las directrices, establecidas en el reporte de la Guía del 2013 del ACC/AHA del Tratamiento de Colesterol Sanguíneo para Reducir el Riesgo Aterosclerótico Cardiovascular en Adultos1,2 fueron emitidas el 12 de Noviembre por la Asociación Americana del Corazón y el Colegio Americano de Cardiología.

Las directrices del tratamiento actualizadas ahora se centran en los factores de riesgo en vez de los niveles de colesterol.

El informe de las directrices fue preparado por un panel de «expertos» voluntarios y supuestamente fue basado en un análisis de ensayos controlados aleatorios.

No es sorprendente que los miembros del panel están afiliados a más de 50 diferentes compañías farmacéuticas, muchas de ellas tienen un interés financiero en el resultado de este informe. Uno de los autores incluso tiene acciones en una empresa de negligencia médica.

Según el New York Times,3 varios miembros del comité terminaron abandonando el panel investigador porque no están de acuerdo con la dirección del comité.»

¿Cómo lo Afectan las Directrices?

Como lo explico Asociación Americana del Corazón,4 las directrices recomiendan a los médicos enfocarse en ciertos factores de riesgo con el fin de determinar si a un paciente se le debe recetar un medicamento de estatinas, o si simplemente debería enfocarse en cambios de estilo de vida saludables que beneficien al corazón. El problema es que casi ningún paciente calificara para esta la última categoría.

Si su respuesta es «sí» a cualquiera de las cuatro preguntas siguientes, el protocolo de tratamiento requiere un medicamento de estatinas:

  1. ¿Tiene la enfermedad cardíaca?
  2. ¿Tienes diabetes? (Ya sea de tipo 1 o tipo 2)
  3. Su colesterol LDL está por encima de 190?
  4. ¿Su riesgo de tener una ataque cardiaco en 10 años es mayor que 7.5 %?

El cálculo para determinar su riesgo de ataque cardiaco en 10 años fue desarrollado por un comité presidido por el Dr. Donald Lloyd-Jones. Él explicó la calculadora de riesgo cardiovascular,5 para CNN:6

«Hemos sido capaces de generar muchas funciones de riesgo tanto en mujeres y hombres blancos caucásicos como en hombres y mujeres afroamericanas.

Esas funciones consideran la edad, sexo, raza, niveles de colesterol HDL («bueno»), niveles de presión arterial, estado del tratamiento de la presión arterial, así como estado de la diabetes y tabaquismo.

A cada uno de estos factores se le asigna un valor numérico y pueden ser utilizado para determinar el porcentaje de riesgo individual con el uso de una calculadora en línea».

Un Conocido Cardiólogo Bien Integrado Destruye las Guías de Tratamiento

El Dr. Stephen Sinatra7 escribió un artículo detallado en donde destruye cada una de estas cuatro directrices de tratamiento. Según él, las directrices son, en el mejor de lo casos, entre el 20 al 25 precisas, y esta es la razón:

1.Los criterios de la enfermedad cardíaca, si bien podrían ser apropiados para los hombres mayores, realmente no funcionan para las mujeres. No hay datos que demuestren que los beneficios de las estatinas superen los riesgos para la salud en mujeres — riesgos que incluyen diabetes y cáncer de mama.

Según el Dr. Sinatra: «[E]n mi opinión, las únicas mujeres que deberían tomar estatinas son aquellas con enfermedad de la arterias coronarias avanzada que continúan deteriorándose a pesar de las intervenciones de estilo de vida. Yo creo que menos del uno por ciento de las mujeres con enfermedad de las arterias coronarias son clasificadas en esta categoría».

2.En resumen, si consideramos que un medicamento causa diabetes a alguien que ya la tiene, es algo ilógico. Lo único que hace es empeorar las cosas. Además, los datos indican que las estatinas pueden causar calcificación arterial en hombres con diabetes que toman el medicamento. En tercer lugar, las estatinas pueden causar cataratas, que es un problema común en estas personas. Por tanto, el medicamento podría aumentar este riesgo.

3.Esto podría ser apropiado si tiene hipercolesterolemia familiar genética, ya que esto lo hace resistente a las medidas tradicionales para normalizar el colesterol, como la alimentación y el ejercicio. Esta condición es bastante rara y afecta a un estimado de una de cada 500. En ausencia de esta situación genética, tratar los niveles elevados de LDL tiene poca validez.

4.Como se mostrare más adelante, la calculadora para evaluar su riesgo de ataque cardiaco en 10 años fue «programada» de una manera que hace que todos los pacientes caigan en esta categoría. Además de eso, el Dr. Sinatra señala que la complejidad de estimar el riesgo según la edad, raza, presión arterial, hábito de fumar y otros criterios es bastante probable que genere demasiadas prescripciones.

La Calculadora CV—»Una Grave Vergüenza»

La calculadora de riesgo cardiovascular (CV), que básicamente evalúa a las personas que no califican inmediatamente por tener enfermedades cardiacas, diabetes o colesterol LDL elevado, parece tener algunos defectos muy importantes.

Y una vez más, no es sorprendente que los defectos son tales que una gran mayoría de las personas terminan teniendo un riesgo 7.5 % mayor de un ataque cardiaco en los próximos 10 años—lo que los hace calificar para el tratamiento «preventivo» con estatinas.

De hecho, una estrategia muy inteligente: crear una prueba que prácticamente asegura que todas las personas que se hacen la prueba serán candidatos para estos medicamentos de alto costo, cuyo objetivo es tener a etas personas como clientes durante todas sus vidas.

De acuerdo con un artículo publicado en el New York Times el 17 de Noviembre,8 El Dr. Steven Nissen (citado anteriormente) habló en contra del cumplimiento de estas directrices:

«Es una grave vergüenza para los grupos de salud, la calculadora parece sobrestimar enormemente el riesgo, de tal manera que podría sugerir erróneamente que millones de personas son candidatos para las estatinas.

El problema aparente provoco que un cardiólogo líder, ex presidente del Colegio americano de Cardiología,… solicitará un fin al cumplimiento de las directrices.

‘Es impresionante’, dijo el Dr. Steven Nissen… ‘Necesitamos una pausa para evaluar más detalladamente este enfoque antes de que se aplique de forma generalizada’. ‘Estamos rodeados de un verdadero desastre en términos de credibilidad’,dijo el Dr. Peter Libby, presidente del departamento de medicina cardiovascular del hospital Brigham y del Hospital de la Mujer.

…La controversia provocó agitación en la reunión anual de la Asociación Americana del Corazón… Después de una sesión de emergencia… las dos organizaciones que publicaron las directrices la Asociación Americana del Corazón y el Colegio Americano de Cardiología dijeron que si bien la calculadora no era precisa era un gran paso en la dirección correcta, y que las directrices si indican que los pacientes y los médicos deben hablar sobre las opciones de tratamiento en lugar de seguir ciegamente una calculadora».

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.