El mejor antídoto para la soledad

http://alfonsoacero.es/el-mejor-antidoto-para-la-soledad/

amor,-antidoto

Crecer es conectar con emociones profundas y verdaderas. La vida es amor y el amor es vida.

Cuando  estás en el laberinto de la soledad y la tristeza, lo más importante que se puede hacer, es mirarla a la cara y ocuparse de ella, olvidando los síntomas físicos que produce como puede ser: tristeza, apatía, desilusión, falta de motivación…Cuando puedas descubrir  que la soledad altera incluso tu actividad cerebral, será un avance. Las investigaciones que se han hecho al respecto dicen  que es en el cerebro donde se esconde la soledad…

¿Cómo se pone en marcha el circuito de la soledad?

El circuito se puede desencadenar por un estímulo. Cualquier cosa puede ser: como el recuerdo de una pérdida personal, una disputa o incluso una noticia o una película…Todas esas cosas  producen una respuesta de nuestro cerebro poniendo en marcha el circuito de la memoria grabada a fuego, produciendo una sintomatología  de sensaciones corporales que se traducen en un conflicto, dolor, aislamiento social que nos pueden llevar otra vez a la soledad y a la tristeza. Es  como un círculo vicioso.

Cuando la sensación de soledad es tan profunda que han  modificado los circuitos cerebrales hay que modificar esos circuitos ¿Cómo?

La clave es conectar CON EL AMOR en mayúsculas pues ¿qué es el amor? El amor es el impacto más potente de todas las emociones en la vida de una persona. Sorprendentemente el amor, como la soledad, afecta a todo el cerebro, tanto a los circuitos de percepción corporal y emocional como a la memoria  y recuerdos que nos bloquean o nos hace sufrir.

Cuando se conecta con el amor no cabe el miedo, ni la soledad, ni la tristeza. Fuimos creados para ser amados y eres completamente digna/o de amor, por toda tu vida.

El tiempo y los obstáculos en la vida no te pueden hacer olvidar tu esencia. La meditación te ayuda a no perder de vista esa esencia… tu espíritu que, a veces, la puedes confundir con tus experiencias que pueden destruir ese amor. Eres amor puro  ¡Identifícate con el AMOR¡

Incluye en él todos tus seres queridos, incluye también la confianza, el saber y la verdad que te llevarán al florecimiento de tus propios valores, como la compasión, el perdón, el altruismo…

¡Conviértete en amor¡

El amor lo tenemos a flor de piel ¡Déjalo salir¡ te curará, te renovará, te protegerá.

Las personas que te rodean en este momento de tu vida son las adecuadas porque son un espejo de lo que tú en ese momento eres por dentro. Cuando discutes con tu compañero /a, o con otra persona, estás discutiendo contigo. Cada conflicto es una excusa para no enfrentarte con tus conflictos interiores.

El amor es como un río, siempre está en movimiento…en ese mismo movimiento está la vida del río…si se detiene se convierte en algo estancado… El primer paso para  transformar la soledad en dicha, en armonía y equilibrio es respirar, relajarse y confiar…

“LA RELAJACIÓN TE CONDUCE A LA MEDITACIÓN …Y LA MEDITACIÓN ES LA CURA POR EL AMOR.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *