En Israel vinculan la vacuna Covid de Pfizer con una rara enfermedad de la sangre

A medida que la vacunación Covid avanza y millones de personas son inyectadas vamos conociendo más sobre posibles riesgos de estos productos. En Israel fueron pioneros en vacunar con Pfizer a casi toda su población. Y a principios de este mes relacionaron la vacuna de la citada empresa con daños en el corazón. En concreto con miocarditis (inflamación del músculo cardiaco que puede provocar arritmias, fallo cardiaco y muerte).

Es algo que empezó a conocerse en el pasado mes de abril y que también atañe a la vacuna de Moderna. Hace unos días la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) salió al paso para comunicar que no existe «relación causal» entre los casos de miocarditis y pericarditis en personas vacunadas con Pfizer.

De momento se limitan a mostrar su «preocupación» por ello y dicen que lo están investigando.

El problema es que así empezó la cosa con el asunto de los trombos y su relación con las vacunas de Janssen y AstraZeneca, primero negaron todo para luego reconocer esa relación de causalidad e incluir el aviso en prospecto y ficha técnica de la vacuna.

También se ha contraindicado la puesta de las vacunas de AZ y Janssen en personas con antecedentes de síndrome de fuga capilar sistémica (SFCS). Éste es un trastorno grave y muy poco frecuente, caracterizado por un aumento de la permeabilidad capilar que permite la fuga de fluidos y proteínas desde el sistema circulatorio al espacio intersticial pudiendo dar lugar a shock y edema masivo.

Si os fijáis los principales efectos secundarios de todas las vacunas Covid aprobadas hasta la fecha en la Unión Europea, las cuatro citadas en este post, están relacionados con la circulación sanguínea.

Llegados a este punto ya casi no sorprende lo que publica en Jerusalem Post, que un estudio israelí relaciona ahora la vacuna de Pfizer con Púrpura trombocitopénica trombótica (PTT). Éste es un trastorno de la sangre que provoca la formación de coágulos en pequeños vasos sanguíneos. Esto lleva a un bajo conteo plaquetario (trombocitopenia).

Según los Institutos Nacionales de Salud de Israel, estos coágulos pueden limitar o bloquear el flujo de sangre rica en oxígeno a órganos clave como el cerebro, los riñones y el corazón, lo que da como resultado problemas de salud graves.

El equipo médico israelí dijo que encontraron una «conexión cronológica» entre la vacunación del paciente y la aparición de los síntomas de la enfermedad.

Es paradójico lo que está ocurriendo porque las vacunas Covid no están aprobadas lo que se conoce por aprobadas, sino «autorizadas experimentalmente»; tienen una autorización de emergencia porque en teoría no existen alternativas, otros tratamientos.

Basta con que una autoridad sanitaria en algún lugar del mundo declare que existe alternativa terapéutica y la presente (¿qué tal la ivermectina?) para que ello haga caer la autorización de emergencia. Las vacunas Covid tendrían entonces que continuar ensayándose hasta su aprobación definitiva.

Pero bueno, de momento siguen realizándose los ensayos en Fase 4, en la población. Cada cual, por supuesto, que decida por sí mismo qué hacer.

http://www.migueljara.com/2021/06/24/en-israel-vinculan-la-vacuna-covid-de-pfizer-con-una-rara-enfermedad-de-la-sangre/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *