Archivos de la categoría frases y reflexiones

“Inmortalidad” Omraam Mikhaël Aïvanhov.

www.prosveta.com

La muerte es un cambio de estado que nos permite atravesar unas regiones a las que no podemos tener acceso con nuestro cuerpo físico.
Vivir en la tierra y vivir en el otro mundo son momentos necesarios para nuestra evolución. Por eso venimos y después nos vamos… y luego volvemos de nuevo…
El deseo de inmortalidad que vive en los humanos no es una quimera, está realmente fundamentado, pero como no saben lo que en ellos es inmortal, se aferran a la vida física todo lo que pueden… Se sentirán inmortales el día en que hayan aprendido a trabajar con sus pensamientos, sus sentimientos y sus actos, porque la vida eterna está ahí. Aquéllos que viven esta vida, aquéllos que han comprendido verdaderamente lo que es esta vida, no tienen miedo de la muerte. Son conscientes de que las riquezas que han acumulado en su corazón, en su alma, no les abandonarán jamás. Al contrario, saben que las encontrarán amplificadas en el mundo invisible, puesto que es en el mundo invisible donde tenemos nuestro origen.”

***

Aprenderás

Nueva dirección

Después de algún tiempo aprenderás la diferencia entre dar la mano y socorrer a un alma…
Y aprenderás que amar no significa apoyarse, y que compañía no siempre significa seguridad…
Comenzarás a aprender que los besos no son contratos, ni regalos, ni promesas…

Comenzarás a aceptar tus derrotas con la cabeza erguida y la mirada al frente, con la gracia de un adulto y no con la tristeza de un niño…
Y aprenderás a construir hoy todos tus caminos, porque el terreno de mañana es incierto para los proyectos y el futuro tiene la costumbre de caer en el vacío.

Después de un tiempo aprenderás que el sol quema sí te expones demasiado…
Aceptarás que incluso las personas buenas podrían herirte alguna vez y necesitarás perdonarlas…
Aprenderás que hablar puede aliviar los dolores del alma…
Descubrirás que lleva años construir confianza y apenas unos segundos destruirla, y que tu también podrás hacer cosas de las que te arrepentirás el resto de la vida…

Aprenderás que las verdaderas amistades continúan creciendo a pesar de las distancias…
Y que no importa que es lo que tienes, sino a quien tienes en la vida…
Y que los buenos amigos son la familia que nos permitimos elegir…
Aprenderás que no tenemos que cambiar de amigos, sí estamos dispuestos a aceptar que los amigos cambian…

Te darás cuenta que puedes pasar buenos momentos con tu mejor amigo haciendo cualquier cosa o nada, solo por el placer de disfrutar su compañía…
Descubrirás que muchas veces tomas a la ligera a las personas que más te importan y por eso siempre debemos decir a esas personas que las amamos, porque nunca estaremos seguros de cuando será la ultima vez que las veamos…

Aprenderás que las circunstancias y el ambiente que nos rodea tienen influencia sobre nosotros, pero nosotros somos los únicos responsables de lo que hacemos…
Comenzarás a aprender que no nos debemos comparar con los demás, salvo cuando queramos imitarlos para mejorar…
Descubrirás que se lleva mucho tiempo para llegar a ser la persona que quieres ser, y que el tiempo es corto.

Aprenderás que no importa a donde llegaste, sino a donde te diriges y si no lo sabes cualquier lugar sirve…
Aprenderás que si no controlas tus actos, ellos te controlaran y que ser flexible no significa ser débil o no tener personalidad, porqué no importa cuan delicada y frágil sea una situación:
siempre existen dos lados.
Aprenderás que héroes son las personas que hicieron lo que era necesario, enfrentando las consecuencias…

Aprenderás que la paciencia requiere mucha práctica.
Descubrirás que algunas veces, la persona que esperas que te patee cuando te caes, tal vez sea una de las pocas que te ayuden a levantarte.
Madurar tiene mas que ver con lo que has aprendido de las experiencias, que con los años vividos.
Aprenderás que hay mucho mas de tus padres en ti de lo que supones.
Aprenderás que nunca se debe decir a un niño que sus sueños son tonterías, porque pocas cosas son tan humillantes y sería una tragedia si lo creyese porque le estarás quitando la esperanza…

Aprenderás que cuando sientes rabia, tienes derecho a tenerla, pero eso no te da el derecho de ser cruel…
Descubrirás que solo porque alguien no te ama de la forma que quieres, no significa que no te ame con todo lo que puede, porque hay personas que nos aman, pero que no saben como demostrarlo…
No siempre es suficiente ser perdonado por alguien, algunas veces tendrás que aprender a perdonarte a ti mismo…
Aprenderás que con la misma severidad conque juzgas, también serás juzgado y en algún momento condenado…

Aprenderás que no importa en cuantos pedazos tu corazón se partió, el mundo no se detiene para que lo arregles… Aprenderás que el tiempo no es algo que pueda volver hacia atrás, por lo tanto, debes cultivar tu propio jardín y decorar tu alma, en vez de esperar que alguien te traiga flores. Entonces y solo entonces sabrás realmente lo que puedes soportar; que eres fuerte y que podrás ir mucho mas lejos de lo que pensabas cuando creías que no se podía más. Es que realmente la vida vale cuando tienes el valor de ¡enfrentarla!

William Shakespeare

“Bendecid cada mañana la jornada” Omraam Mikhaël Aïvanhov.

www.prosveta.com

Bendecid cada mañana la jornada que se abre ante vosotros. Ahí tenéis todas las posibilidades de dar una nueva orientación a vuestra vida. ¿Por qué el pasado y sus errores tendrían que prolongarse en el futuro?
Abrid los ojos pensando en cada una de las facultades que poseéis y que podéis poner a trabajar para realizar todos vuestros buenos proyectos. ¿No es nada ser capaz, aún hoy en día, de pensar, de desear, de ver, de oír, de caminar?…
Bendecid también las dificultades con las que os vais a encontrar durante esta jornada… Dándoos nuevos problemas que tenéis que resolver, el Cielo os muestra que cree que sois capaces, no sólo de trabajar eficazmente, sino también de reparar los errores que hayáis podido cometer.
Bendecid vuestra vida cuando el alba aparece, aunque vuestras fuerzas vayan declinando poco a poco. Éste es el momento de abrir vuestros ojos interiores a otro mundo. Y no penséis que vais a morir, pensad que vais a nacer en otra parte, y que, después de haber pasado por una puerta estrecha, entraréis en un espacio de luz.
Si llegáis a tener una buena comprensión de cada etapa de vuestra vida, avanzaréis siempre en la luz y en el gozo.”

***

“¿Queréis ser felices?” Omraam Mikhaël Aïvanhov.

www.prosveta.com

¿Queréis ser felices? No esperéis que piensen en vosotros, que os comprendan, que os amen. Todo el mundo tiene sus preocupaciones, sus obsesiones, y aunque alguien esté cerca de vosotros un momento, al momento siguiente quizá ya esté en otra parte. La atención, la amistad y el amor son cosas muy inciertas, sí, y sobre todo el amor. Éste puede venir, claro, puede venir y nunca más dejaros, pero no lo esperéis. Si queréis ser felices, no lo esperéis. Y no sólo no lo esperéis, sino que empezad, vosotros, por amar. Esto es fácil, porque el amor está, en primer lugar, dentro de vosotros. Allí dónde vayáis, cualesquiera que sean las personas con las que os encontréis, siempre tenéis el amor en vuestro corazón y no faltan las posibilidades de poderlo manifestar. No se trata de amar a tal o cual persona en particular, sino de sentir el amor como una fuente que sólo pide brotar, como una energía radiante que desborda para derramarse hasta el infinito.
Cuando hayáis descubierto que el amor está dentro de vosotros, ya no esperaréis que os amen.”

***

TU NIÑO INTERIOR

http://nodejardeleer.blogspot.com.es/search/label/LOUISE%20HAY






A medida que descubras los antiguos mensajes negativos que
hay dentro de ti, sé dulce, bondadoso y consolador con tu niño
interior.

Piensa: «Todos los cambios que llevo a cabo son cómodos, fáciles y divertidos».

Me amo totalmente en el ahora.


El amor es el borrador más grande que hay, borra incluso las
impresiones más profundas, porque el amor cala más hondo
que nada. 

Si las impresiones de tu niñez fueron muy fuertes, y
tú sigues diciendo que la culpa era de «ellos» y que no puedes
cambiar, te quedarás atascado. 

Trabaja mucho con el espejo, ámate en el espejo, de la cabeza a los pies, vestido y desnudo.

Mírate a los ojos y ámate, y ama al niño que llevas dentro.


Cada uno de nosotros está siempre trabajando con el niño de tres años que todos llevamos dentro.
Lamentablemente, nos pasamos la mayor parte del tiempo
gritándole, y después nos preguntamos por qué será que nuestra
vida no funciona.


Con amor abrazo a mi niño interior.


Cuida a tu niño interior.  

Es él quien está asustado. Es él quien
sufre. 

Es él quien no sabe qué hacer. 
Ocúpate de tu niño.
Abrázalo y ámalo y haz todo lo que puedas por satisfacer sus
necesidades. 

No olvides hacerle saber que, suceda lo que
suceda, tú estarás siempre a su lado. 

Nunca le volverás la espalda ni te escaparás de él. 
Siempre amarás a ese niño.

Louise HAY

“Dar sentido a lo que poseemos” Omraam Mikhaël Aïvanhov.

Resultado de imagen

www.prosveta.com

Habitáis una casa, un apartamento, y cada día utilizáis diferentes objetos. ¿Acaso habéis pensado en consagrarlos?
«¿Y – diréis – por qué consagrarlos?» Para que estos lugares, estos objetos, actúen favorablemente sobre vosotros.
¡Se os han dado tantos medios para poner en marcha fuerzas armoniosas, benéficas, que vengan a sosteneros interiormente!
Pero, como antes de perteneceros a vosotros, esta morada o estos objetos pueden haber recibido improntas negativas, para neutralizarlas haced con el pensamiento un trabajo de limpieza invocando sobre ellos los poderes de la pureza y de la luz. Una vez purificados, exorcizados, podéis consagrarlos a una virtud, a una entidad celestial, pidiéndole que venga a habitar este lugar o a impregnar estos objetos.
Una morada, unos objetos que hayáis bendecido, consagrado, ejercerán una buena influencia sobre vosotros, sobre vuestra familia, sobre la salud de vuestros hijos. Y después, esforzaos por seguir en este mismo estado de ánimo. No os digo que entréis en vuestra casa como en un templo, ni que utilicéis los aparatos y utensilios de la vida cotidiana como si fuesen objetos sagrados. Solamente llamo vuestra atención sobre las consecuencias que puede tener vuestro estado interior sobre los seres y objetos que os rodean. Debemos tratar de dar siempre un poco más de valor y de sentido a lo que poseemos y a lo que hacemos.”

***