Juguetes para cambiar el mundo: de la Barbie sin género hasta cuentos para hadas del Siglo XXI

Los juguetes contemporáneos son algo más que objetos para divertir a los niños: desde muñecas sin género que permiten a los más pequeños comprender la identidad sexual hasta libros de cuentos de hadas que celebran a las grandes mujeres de la historia, jugar se ha convertido en una forma de aprender acerca de los más importantes temas culturales.

Los juguetes dejaron de ser simplemente objetos divertidos: durante la última década, las grandes industrias jugueteras como Mattel, Hasbro y LEGO han dedicado algunos de sus productos emblemáticos a lanzar mensajes sociales y culturales de enorme valor. El último gran aporte lo ha hecho el hogar de la famosa Barbie con Creatable World, una línea de muñecas de género neutro lanzada hace pocas semanas.

Según Mattel, son “lienzos en blanco” sin ninguna característica que los identifique como femeninos o masculinos, lo que permitirá a los niños decidir cuál podría ser el aspecto y sexo del muñeco. La intención de la empresa es crear un tipo de juego más inclusivo y que permita a los más pequeños entender la forma en que el género se interpreta en nuestra época.

Los muñecos de la línea Creatable World tendrán además la particularidad de ser por completo desmontables, lo que incluye diferentes pelucas y trajes, para crear juguetes únicos a partir de la imaginación de cada niño. Mattel tiene la intención de que cada uno pueda diseñar su propia muñeca, además de aprender la forma cómo la cultura adjudica la identidad sexual, un propósito ambicioso que la empresa espera lograr a través del sencillo método del juego. Al final, se trata de un análisis sobre la forma en que el mundo adulto proyecta sobre los juguetes y otros objetos infantiles sus opiniones, algo que Mattel intenta reflexionar a través Creatable World.

Monica Dreger, directora de conocimiento del consumidor de Mattel, declaró a TIME que para la empresa que representa, la felicidad de un niño es la mejor de todas. “Hubo un par de niños que nos dijeron que temían el día de Navidad porque sabían que nada de lo que había debajo del árbol de Navidad, estaba hecho para ellos”, explicó la ejecutiva. “Esta es la primera muñeca que puede ser para cualquiera”. Para Dreger lo realmente importante de la línea Creatable World es la posibilidad que de expandir los límites de los objetos diseñados para los niños y ofrecer la oportunidad que todos se sientan incluidos al momento de jugar.

Para la empresa, es de considerable importancia, que las muñecas Creatable World sea una manera en que el niño pueda expresar sus inquietudes y su forma de entenderse a sí mismo. A diferencia de Barbie —el juguete emblema de la casa— las nuevas muñecas no se ajustan a estándar alguno. No se percibe como una figura femenina o masculina, por lo que los niños tendrán la libertad de comprender el aspecto del juguete como parte del mundo que imaginan. Todo un paso para una forma de entender el mundo infantil más allá de las opiniones adultas al respecto.

Héroes y heroínas

Marvel Studios

Mattel ha sido pionera en utilizar el formidable mercado que maneja para enviar mensajes políticos y culturales de considerable valor. En el año 2018, la empresa decidió crear una línea de muñecas para celebrar el aporte femenino en diferentes áreas de la historia y la cultura. Las llamadas Sheroes (un juego de palabras en inglés que combina el vocablo femenino She y la palabra héroes en el mismo idioma), permitió a las niñas de todo el mundo familiarizarse con las figuras de las mujeres más influyentes de las últimas décadas con la intención de inspirarlos.

Desde la pintora mexicana Frida Kahlo, la física y matemática del proyecto Mercury Katherine Johnson, la aviadora Amelia Earhart hasta la célebre golfista mexicana Lorena Ochoa, la colección de muñecas tiene la intención de empoderar a la figura femenina y beneficiar la autoestima de las niñas del futuro. La iniciativa también busca celebrar la diversidad racial y cultural, por lo que incluye a la bailarina afroamericana Misty Copeland, a la esgrimista Ibtihaj Muhammad, la gimnasta Gabby Douglas y la modelo plus size, la activista Ashley Graham e incluso, a la directora Patty Jenkins.

El hecho que la icónica muñeca Barbie asumiera la apariencia étnica de tantas mujeres distintas, permite que el concepto que le rodea —tantas veces criticado por los rígidos cánones estéticos que parecen representar— , tenga toda una nueva interpretación cultural que permita a las niñas aprender el valor del legado cultural e individual de cada una de ellas a través de las épocas.

Buenas noches divertidas

Imagen: El Vortex

El libro de cuentos Buenas noches para niñas rebeldes escrito por las escritoras Elena Favilli y Francesca Cavallo es una iniciativa para convertir a los cuentos de hadas, en una forma de divulgar los grandes logros de mujeres a través de la historia. En el volumen no se narran las hazañas de princesas o príncipes, sino las vidas de figuras femeninas de enorme peso cultural como Michelle Obama, Margaret Hamilton e incluso cantantes como Nina Simone.

El libro ha sido uno de los triunfos más notorios del proyecto Rebel Girls, que desde hace más de cinco años se dedica a narrar historias reales de mujeres grandiosas en un boletín digital que envía cada semana a través de la página web de la iniciativa. El éxito de las historias fue tan inmediato y rotundo, que las escritoras decidieron crear un libro ilustrado que las recopilara; financiado a través de una campaña de Kickstarter y otra en Indiegogo, lograron obtener más de 1,28 millones en donaciones en 75 países del mundo.

Además, el libro cuenta con ilustraciones de artistas de todas las nacionalidades, contactadas por las autoras gracias a las redes sociales de Tumblr e Instagram. Según sus palabras, la intención era mostrar no solo la mayor diversidad posible, sino el celebrar el arte como una forma de divulgación del conocimiento. Según Cavallo, “en los medios hay una representación muy reducida de cómo se ve una mujer”, por lo que el libro se convirtió en una combinación de estilos y diseños.

Hubo el mismo criterio en apoyo a la diversidad y la diferencia, al escoger a las mujeres cuyas vidas contaría: oriundas de todos los continentes y con numerosas profesiones distintas, el libro contiene las historias de astronautas, j educadoras, deportistas, tatuadoras y hasta piratas, en un intento de recorrer la historia de las mujeres a través de las distintas épocas y demostrar su relevancia “Queremos que las niñas sepan que de verdad pueden convertirse en cualquier cosa que deseen”, afirmaron las escritoras.

Gracias a iniciativas como las de Mattel y Rebels Girls, la nueva generación de niños que crecen en la actualidad, podrán disfrutar de múltiples posibilidades para aprender sobre un mundo más inclusivo y sensible. Todo un paso trascendental para nuestra cultura.

https://hipertextual.com/2019/09/aprender-traves-juego

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.